Organizaciones ibéricas unidas contra el proyecto de Pescanova en Mira

El Día Mundial de los Humedales se conmemora desde 1997 el 2 de febrero. Esta fecha marca la importancia de la adopción de la Convención sobre Humedales el 2 de febrero de 1971, en la ciudad iraní de Ramsar. Este año, la conmemoración incide sobre el tema “Peces para Mañana”.
Los Humedales desempeñan un papel regulador fundamental en términos de los ciclos hidrológicos y geoquímicos. Constituyen regiones de elevada productividad (producen 50 veces más que las praderas y 8 veces más que un campo cultivado) y son de crucial importancia para desovar.

Además, tienen un rol importante en el control de inundaciones y la estabilización de la línea costera.
Al señalar la fecha del Día Mundial de los Humedales, la organización ecologista portuguesa GAIA, la Campaña “No te comas el Mundo/ No et Mengis el Món” y Ecologistas en Acción (estas últimas activas en el ámbito español), no podemos dejar de referirnos al caso reciente del contrato firmado entre el Gobierno portugués y la multinacional de capital español Pescanova, para apoyar la construcción de una gran explotación de acuacultura en la playa de Mira. Si durante bastante tiempo la industria pesquera se centró hasta el límite de la extinción, en la pesca de especies en su hábitat natural, más recientemente, ha apostado claramente por la acuacultura. Esta tendencia ejerce cada vez más presión sobre zonas costeras y conduce al deterioramiento de ecosistemas frágiles e importantes en los humedales.

Este tipo de explotación puede comportar graves consecuencias ambientales, sociales y económicas. Su carácter intensivo es insostenible, al implicar un consumo excesivo de proteínas de origen animal y vegetal - obtenidas sea por explotación intensa del hábitat marítimo, sea a partir de producción artificial - para la alimentación de los peces criados. Como consecuencia de la elevada densidad de los animales, son vertidas cargas contaminantes elevadas en el sistema, que incluyen antibióticos en las raciones. Por otra parte, el efecto “positivo” anunciado en el sector laboral, no toma en cuenta la pérdida de empleo para los pescadores locales, asociada a una reducción de los recursos pesqueros en la región. Esta reducción resulta de la contaminación provocada por la acuacultura, e implica pérdida de biodiversidad y de servicios ecológicos asociados a la degradación y destrucción del humedal.

Además, la disminución de la calidad del agua es incompatible con el desarrollo del turismo en la región.
Es también importante recordar el “currículum negro” de una empresa caracterizada por su ir-responsabilidad social corporativa, tal como Pescanova, en otros ámbitos de actuación, puesto que dificulta la soberanía alimentaria de los ciudadanos de algunos países donde se activa, al tiempo que genera una deuda ecológica creciente. Esto fue verificado, por ejemplo, en el caso de Pescachile (subsidiaria de Pescanova en Chile), en el sector de la salmonicultura, donde a pesar de la obtención de importantes beneficios monetarios, se observaron impactos negativos importantes en el ámbito ambiental y laboral. Estas actividades fueron realizadas con el apoyo de la administración pública española, a través de COFIDES y de condiciones fiscales favorables. Los problemas laborales son también visibles en Namibia (donde los trabajadores de Pescanova se encuentran en huelga) y en Galicia, donde las expectativas laborales no han sido satisfechas debido a la importante automatización que está asociada a este tipo de industrias.

A pesar de estos elementos de elevada importancia para cualquier análisis de los potenciales beneficios para el país, el Estado portugués ha firmado un contrato con Pescanova para apoyar con 45 millones de Euros la construcción de una mega-explotación de acuacultura en un humedal contemplado en la Red Natura (el principal mecanismo de protección ambiental a nivel de la UE).
Este apoyo confirma, una vez más, la política desde el ejecutivo, de privilegio de grandes operadores económicos, haciendo uso abusivo de la legislación que permite establecer los Proyectos de Potencial Interés Nacional (PIN).

Para el análisis de las propuestas del proyecto PIN, existe una Comisión de Evaluación y Acompañamiento, en la cual está representado, al más alto nivel, el Instituto de Conservación de la Naturaleza (ICN). En el caso concreto de Pescanova en Mira, el ICN consideró que el proyecto presentado no aportaba conclusiones sobre una afectación a la integridad del sitio y por lo tanto subrayó la necesidad de calificar y cuantificar los eventuales impactos. A pesar de ello, concluyó que la propuesta reunía las condiciones mínimas de sostenibilidad ambiental, permitiendo el paso a la siguiente fase en la firma del contrato entre el Gobierno y Pescanova.

GAIA, la Campaña “No te Comas el Mundo/No et Mengis el Món” y Ecologistas en Acción consideran:

- No basta con presentar condiciones mínimas de sostenibilidad para que se aceleren y faciliten procesos de aprobación en la implementación de mega-proyectos de empresas altamente lucrativas y con un historial de impactos sociales y ambientales altamente negativos.

- Es legítimo declarar un proyecto de “potencial interés nacional” cuando la discusión ha incluido a todas y todos los ciudadano/as de forma transparente, para que puedan ejercer su derecho y deber de participación cívica. La ligereza del Gobierno portugués en la designación de proyectos PIN, con el objetivo de acelerar o eliminar procesos de evaluación y aprobación que fueron creados para proteger los auténticos intereses públicos, merma el proceso democrático e ignora el principio de precaución, así como la posibilidad de pensar en el territorio y la sociedad en términos más justos y sostenibles.

Entretanto, irónicamente o no, el nivel del mar aumenta lentamente en las costas portuguesas, a un ritmo acelerado por los PIN y el planeamiento estratégico costero en todo el territorio portugués.

GAIA - Grupo de Acción e Intervención Ambiental
(http://gaia.org.pt)
Campaña “No te Comas el Mundo/ No et Mengis el Món”
(www.noetmengiselmon.org)
Ecologistas en Acción
(www.ecologistasenaccion.org)


septiembre de 2017 :

agosto de 2017 | octubre de 2017



Visitantes conectados: 505