Es un error dragar el río Cinca en Fraga

El pasado 27 de marzo el Ayuntamiento de Fraga aprobó por unanimidad una propuesta presentada por el grupo del PAR para pedir a la Confederación Hidrográfica del Ebro el dragado y eliminación de vegetación ribereña en el río Cinca, a su paso por la ciudad, para mejorar su seguridad ante posibles inundaciones.

A este respecto Ecologistas en Acción considera que la prevención de inundaciones es un asunto muy serio y que todas las actuaciones que se puedan hacer en un río deben de hacerse con criterios científico-técnicos y por gente experta, lejos de creencias populares, siempre basadas en dragados y eliminación de vegetación como fórmulas mágicas, que han sido ampliamente rebatidas por expertos en dinámica fluvial. En el caso concreto de la petición de dragado hay que recordar, por ser un claro ejemplo de percepción popular errónea, que aunque algunas personas piensan que el cauce del río está más lleno de piedras en realidad el cauce del Cinca a su paso por Fraga ha rebajado su lecho en los últimos años, posiblemente por influencia de los pantanos construidos, tal como se puede comprobar observando el descalzamiento que han sufrido las pilastras del puente pequeño y que actúan como testigos objetivos de que el río ya ha sufrido un "dragado" por efecto indirecto de la acción humana sobre el río.

En cualquier caso Ecologistas en Acción solicita al Ayuntamiento de Fraga que, de tener información técnica que aconseje el dragado y eliminación de la vegetación en el río, la haga pública para que se pueda debatir libremente sobre la misma y se puedan hacer aportaciones por quien corresponda.

Así mismo Ecologistas en Acción recuerda a la población fragatina y de la comarca del Bajo Cinca que la Confederación Hidrográfica del Ebro tiene en estos momentos en marcha un plan para mejorar la seguridad de las poblaciones ribereñas en este tramo del Cinca, plan que incluyen, entre otras medidas, la recuperación de parte del espacio fluvial que se ha ido perdiendo en las últimas décadas a fin de rebajar las probabilidades de inundación en los cascos urbanos. Por ello Ecologistas en Acción solicita al Ayuntamiento de Fraga que colabore con la Confederación Hidrográfica del Ebro en el desarrollo de este plan y que tome otras medidas que ya fueron propuestas por esta asociación en el año 2005.

Entre otras, las medidas incluían el cese de la invasión urbana del entorno del río, para no agravar más los problemas, la adaptación del Plan General de Ordenación Urbana y las normas de construcción al riesgo de inundación según los datos obtenidos en los mapas de inundación (hoy en día ya elaborados por la CHE), la difusión pública de estos mapas de inundación y la elaboración de planes de emergencia sobre qué hacer en caso de inundaciones y que fueran accesibles a toda la población, cosa especialmente relevante teniendo en cuenta que la población fragatina ha aumentado notablemente en los últimos años y que, por tanto, muchos de sus habitantes actuales no sufrieron las inundaciones del año 82 y no conocen bien cuáles son las zonas de más riesgo en el casco urbano de Fraga.