Las carreteras de Navasfrías en manos de la UE

Las obras que la Junta de Castilla y León y otras instituciones como la Diputación de Salamanca están promoviendo en el término municipal de Navasfrías están arrasando con una gran superficie de vegetación silvestre, además de introducir importantes barreras que fragmentan el territorio de especies animales, algunas amenazadas como el Lince Ibérico. El caso de la carretera que discurre entre Casillas y Navasfrías acumula además graves deficiencias en la tramitación administrativa, pues se ha realizado sin haber sido sometida a los Estudios de Impacto Ambiental (EIA) y con cargo a Fondos europeos Interreg III fuera de plazo. Otros tramos hasta Portugal (Foios) y Cáceres (Valverde del Fresno) pueden correr por los mismos derroteros irregulares.

Esta información ha sido puesta en conocimiento de la representación española de la Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea por Ecologistas en Acción de Salamanca. Ahora será esta Comisión la que investigue el caso e interrogue a las autoridades españolas competentes acerca de las irregularidades observadas en la tramitación de las obras.

Estos hechos fueron igualmente denunciados a la Fiscalía de Medio Ambiente y ahora se encuentran en manos del Fiscal provincial.

Desde Ecologistas en Acción de Salamanca explican: “Hace ya varios meses pedimos la paralización de las obras con carácter de urgencia al Delegado Territorial de la Junta, Agustín Sánchez de Vega, a la Consejera de Medio Ambiente Mª Jesús Ruiz y al Jefe del Servicio Territorial, Javier Galán, al ser competentes en materia ambiental, y dejándoles bien claro que se estaban incumpliendo los trámites administrativos de las obras de esta carretera, y han dado la callada por respuesta”.

Y añaden, “este atropello de actuar al margen de la ley por saltarse el procedimiento de IA lo conoce Isabel Jiménez, como Presidente de la Diputación que gestiona estas carreteras, y no conocemos decisión que haya restablecido la legalidad ni respuesta alguna que promueva la restauración del entorno”.

En el colectivo ecologista opinan que la mejora de la red viaria no debe sacrificar el entorno, especialmente en el interior de un Espacio Natural, por lo que se deberían de haber adaptado las infraestructuras al terreno y no a la inversa. Y siempre respetando la normativa ambiental. Por eso creen que hay un trasfondo oscuro: “Mucho sospechamos que el saltarse los trámites tenga que ver con las prisas por justificar unos fondos liquidados previamente en otros asuntos del capítulo europeo INTERREG III sin haber sido acometidas las obras de las carreteras. Pero las prisas no son buenas y deberemos esperar a ver lo que investiga la Comisión Europea sobre el actuar al unísono de Junta de Castilla y León, el Ayuntamiento de Navasfrías y la Diputación de Salamanca, que en este feo asunto se han entendido a las mil maravillas” .

Para Ecologistas en Acción de Salamanca es legítimo y justo que todos los núcleos urbanos de Salamanca dispongan de accesos adecuados y seguros, pero estiman que siempre hay que buscar la adecuación al medio por donde discurre la carretera y no pretender que todas las carreteras sean autovías o similares. Y siempre que se respete la legislación al uso. En cualquier país europeo con condiciones meteorológicas más adversas que las nuestras, se extreman los cuidados a la hora de los trazados evitando impactos ambientales que son tan frecuentes en esta provincia.