Recurso de alzada al Plan de Carreteras de Diputación

Ecologistas en Acción de Guadalajara presentará un recurso de alzada contra la resolución de la Delegación Provincial de Industria y Medio Ambiente por no cumplir los plazos legales establecidos.

Ecologistas en Acción de Guadalajara lamenta que el procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental sea vulnerado una vez más, por criterios políticos y no técnicos. Asimismo denunciamos que la Resolución de fecha 9 de marzo de 2009, aunque publicada en el DOCM el 20 de marzo de 2009, no había concluido los plazos legales de información pública, por lo que las alegaciones presentadas por nuestra organización no se han tenido en cuenta.

Las actuaciones del Plan Provincial de Carreteras se van a desarrollar durante los próximos ocho años, en una longitud superior a 1400 kilómetros, y aunque no supone modificiación de trazados sustanciales, si una anchura y una actividad, que necesitan sometimiento al proyecto de Evaluación de Impacto Ambiental.

Ecologistas en Acción considera que se vulnera una vez más este procedimiento básico para el desarrollo sostenible, que el promotor ha redactado un proyecto lleno de imperfecciones, irregularidades y tópicos, que no se han estudiado con detenimiento, y lamentamos que los compromisos políticos y el desarrollismo insostenible estén por encima de los procedimientos participativos democráticos.

Ecologistas en Acción de Guadalajara elaboró un informe al proyecto presentado por la Diputación, donde cuestionabamos las afirmaciones que dejan de manifiesto la escasa neutralidad del equipo redactor del proyecto. No tiene justificación hablar de necesidad de ampliar carreteras que unen pueblos con escasa población o manifestar que la situación de las carreteras provinciales ha perjudicado al desarrollo económico de la zona. Sobre el ancho del más del 70 % de las carreteras de 4,50 metros, dice que es totalmente insuficiente. No estamos de acuerdo en la anchura propuesta en ninguna de las tres opciones barajadas en el proyecto, denominadas de primer, de segundo y de tercer orden. Incluso los criterios utilizados para justificar e incluir algunas carreteras están fuera de lugar y responden a intereses de municipios y de las empresas constructoras. Respecto a la financiación, los redactores del proyecto hablan de que no va a ser incompatible con el resto de actividad de la Institución. Cabe recalcar, que el informe de Ministerio de Hacienda para dar el visto bueno al alto grado de endeudamiento que pone a la Diputación, tardó varios meses en concluir que se podía llevar a cabo. Desde luego Ecologistas en Acción considera inaceptable que en una provincia con graves carencias asistenciales y de desarrollo rural que impiden fijar población (trabajo, sanidad, educación, vivienda accesible, etc...) de prioridad, endeudándose durante 20 años, a las carreteras, en un plan ambicioso que crea un gasto innecesario por la anchura que se pretende dar a la red provincial. Durante el año 2009, de los 60 millones de euros de presupuesto de la Institución, 23 millones de euros se destinarán al Plan.

Algunas anécdotas de la redacción del proyecto:

El proyecto dice “Se puede afirmar que la red de carreteras está en muy mal estado.” Por supuesto que sí. Porque la Diputación ha practicado el abandono y la dejadez del estado de las carreteras, generando opinión de los ciudadanos por el mal estado de éstas, que se podría haber evitado con un buen asfaltado. Pero ha sido incapaz, de ir asfaltando año tras año tramos, parchear, dotar de una señalización adecuada que evitase riesgo de accidentes, etc...

El proyecto afirma “Más del 70 % de la misma presenta un ancho en el entorno de los 4,50 m, anchura totalmente insuficiente para el cruce de dos vehículos y para una circulación con un mínimo de seguridad y comodidad.”

Países europeos como Francia, Alemania, Inglaterra, Suiza o Italia, tienen una red de carreteras local-comarcal con anchos no superiores a los 4,50 metros, y a diferencia de nuestra provincia el mundo rural goza de una muy buena “salud” respecto a población y servicios. Existen muchos ejemplos, pero parémonos en Saint Emilion (Burdeos-Francia). Una de las regiones vitivinícolas más importantes del mundo. Un pueblo medieval con gran afluencia de visitantes y una amplia red de Chateu dedicados al vino. La carretera no llega a los 4,00 metros de ancho. Pero además está carretera goza de amplios tramos con árboles en sus márgenes. Podríamos poner muchos más ejemplos como Escocia en Gran Bretaña, o algunas comarcas del centro y sur de Italia.

El proyecto sigue concluyendo “Esto implica elevados costes sociales, como consecuencia del incremento en el consumo de combustible, aceites, neumáticos, etc.; incrementos en los tiempos de recorrido, aumento de la peligrosidad, así como una importante depreciación y desgaste en los vehículos.”
Los consumos a los que hace mención, los ocasionan una mayor velocidad que se conseguirá con las ampliaciones propuestas, incrementando gastos vehículo, combustible, aceites, etc... y un aumento en la siniestrabilidad como ya se ha demostrado en algunas de las carreteras comarcales de la Red Regional que se han ido arreglando en los últimos años.

El proyecto continua con las conclusiones de los redactores “Es necesario acometer las obras que permitan diseñar la red con características básicas adecuadas a la función social que realiza y establecer un sistema de gestión que determine las labores de conservación y explotación adecuadas para que se mantenga el valor patrimonial de la red y no se incurra en sobrecostes importantes a los vehículos que por ella circulan.”

En la descripción general del Plan se comenta “- La Red de Carreteras constituye un bien patrimonial de gran valor por su valor intrínseco y porque al tratarse de un servicio público, los deterioros y su falta de adecuada conservación, producen unos elevadísimos costes sociales. Por tanto, la consecuencia inmediata es la urgente necesidad de acometer las obras de construcción que permitan disponer a la red de unas características básicas adecuadas a la función social que realizan.”

En primer lugar no debe ser muy urgente cuando en varios lustros no se ha hecho prácticamente nada. En segundo lugar conseguir una red con unas características básicas adecuadas a la función social que realizan, no tiene por qué significar que se deben ampliar las carreteras.
Insistimos, tienen que tener un buen firme y una buena señalización y actuar en todo caso, en curvas peligrosas o circunvalaciones que eviten atravesar poblaciones.

Desde Ecologistas en Acción consideramos que se deben dotar a todas las carreteras de un buen firme, de señalización adecuada y un mantenimiento que minimice el impacto al medio ambiente. De ninguna de las maneras consideramos, que el proyecto actual resolverá los comentarios que aquí se hacen. Desde luego no compartimos los criterios y objetivos que motivaron la redacción de este Estudio de Viabilidad Modificado (el primer Estudio data del año 2006).