Piden compensaciones por el agua

Vecinos de Escóznar presentan ante el ayuntamiento de Íllora reclamación por los daños ocasionados por la falta de potabilidad del agua

Al mismo tiempo Ecologistas en Acción ha solicitado a Salud un informe oficial sobre los daños para la salud que puede ocasionar el consumo de esas aguas.

Más de 80 vecinos (por ahora) han presentado una reclamación por daños económicos ante el Ayuntamiento de Íllora. Solicitan, por una parte, la devolución del importe de los recibos presentados por GESTAGUA, correspondientes al consumo de agua y cobrados indebidamente, al no ser ésta apta para el consumo y, además, se le pide una compensación económica que cubra los gastos que han tenido que afrontar los vecinos en adquirir agua potable para su consumo.

Esta petición se basa en la obligación que tenían (Ayuntamiento y GESTAGUA), de suministrar agua potable por cualquier medio alternativo (cubas o envasada) y que nunca han hecho.

En caso de que no haya respuesta positiva los vecinos presentarán una reclamación patrimonial en toda regla que llegará hasta los tribunales.
El Ayuntamiento quiere culpar de todo este esperpento a las condiciones del convenio que tienen suscrito con la empresa suministradora (GESTAGUA), documento que han negado a los vecinos que han pedido consultarlo y que Ecologistas en Acción ha reclamado oficialmente.

Dado que hay una gran inquietud entre los habitantes de Escóznar por la desinformación y por las posibles consecuencias al consumir agua no potable, se ha pedido a la Delegación de Salud que presente un informe donde quede constancia de los problemas que puede acarrear el consumo de aguas de estas características y se le ha solicitado, también, que funcionarios cualificados acudan a Escóznar a explicar directamente a los vecinos la situación y las responsabilidades de cada cual en este caso.