El Caso Avispero, marca un hito en la historia medioambiental

Ecologistas en Acción valora positivamente la sentencia condenatoria contra la destrucción forestal y las construcciones ilegales en el caso El Avispero,tras conocer y evaluar el contenido de la sentencia que condena a penas de cárcel e inhabilitación a empresarios agrícolas y a un coordinador territorial de agentes de medio ambiente de la Junta de Andalucía.

Ecologistas en Acción considera que estas condenas pueden suponer el comienzo del fin de la impunidad con que se han transformado terrenos forestales en agrícolas de regadío en el entorno de Doñana, donde hay que recordar que la codicia desmedida de algunos empresarios agrícolas y la impunidad que creían obtener de la complicidad de algunos agentes ambientales y del silencio de la Junta de Andalucía ha permitido la continua pérdida de bosque de su corona forestal y el saqueo de los recursos hídricos de la comarca. Con esta sentencia, la justicia da la razón a los activistas de Ecologistas en Acción acosados y perseguidos por su trabajo serio, altruista e imparcial, en la defensa, protección y divulgación de los valores medioambientales en la Comarca de Doñana. Nuestras denuncias iniciales por las actuaciones delictivas en esta finca, posibilitaron la posterior actuación decisiva del Ministerio Fiscal, la Policía Autonómica y técnicos y agentes de la Delegación de Medio Ambiente de Huelva. Tal como hicimos al levantar la voz ante éstos y otros hechos similares, con más animo aún con este reconocimiento a la justeza de nuestras denuncias, Ecologistas en Acción mantendrá su actitud vigilante contra este tipo de delitos y seguirá denunciando la destrucción de bosques a pesar de la excesiva comprensión que parecen encontrar estas actividades delictivas en algunos sectores de la sociedad y de las administraciones públicas.

Esperamos que el caso Avispero marque un antes y un después en este tipo de delitos, tan frecuente en esta comarca y que por parte de las autoridades competentes se siga haciendo justicia contra las ocupaciones de monte público que tanto daño han generado no sólo al medio ambiente, sino también a la conciencia y educación cívica, ya que tal como hemos señalado en otras ocasiones, estas actuaciones delictivas y las cadenas de actitudes de complicidad derivadas perjudican tanto a los agricultores honrados como a la credibilidad profesional de agentes y técnicos de la administración de medio ambiente. Por ello Ecologistas en Acción pide a pequeños propietarios, cooperativas y empresarios agrícolas que se desvinculen claramente de los delincuentes ambientales que tanto daño están haciendo a su entorno, aislándolos y denunciándolos en colaboración con la fiscalía de medio ambiente, SEPRONA, policía autonómica y agentes de medio ambiente, ayudando así a la persecución de los delitos ambientales en los campos del entorno de Doñana.

Ecologistas en Acción valora también positivamente que la sentencia haya establecido rotundamente la necesidad de reparar los daños producidos y vigilará para que se proceda a la restauración debida de las zonas dañadas. Esperamos y exigimos de la Junta de Andalucía y su Delegación de Medio Ambiente que sean rigurosos en el seguimiento y cumplimiento de las acciones de restauración y que actúen rápida y eficazmente para erradicar a los corruptos que a veces aparecen entre sus filas, como se ha demostrado en este caso. Quien destruye medio natural debe cumplir sus responsabilidades penales, pero debe pagar también para su restauración y así se cerrarán las puertas definitivamente a las políticas de hechos consumados que han propiciado la destrucción de nuestro patrimonio natural.




Visitantes conectados: 486