Jornadas para refrendar el papel de los transgénicos

La Fundación Antama y el Instituto de Cuestiones Agrarias y Medioambientales (ICAM), importantes entidades del lobby pro-transgénicos, organizan una jornada en la que participan representantes de la administración junto a expertos vinculados al negocio de las semillas.

La Plataforma Andalucía Libre de Transgénicos - PALT, red de entidades
sociales andaluzas unidas por el objetivo común de una Andalucía libre de
transgénicos, tanto en el campo como en el plato, denuncia la presencia de
técnicos del Ministerio de Rosa Aguilar (Área de Organismos Modificados
Genéticamente) y de la Junta de Andalucía (Consejería de Economía,
Innovación y Ciencia) en unas jornadas que tienen como objetivo refrendar
el papel destacado de los cultivos transgénicos en la futura agricultura
europea y las supuestas ventajas de productividad y beneficios económicos,
ambientales y sociales de estos cultivos. Los cultivos transgénicos
originan perniciosos impactos sociales y ambientales en aquellos
territorios que los albergan. Está documentado que su uso multiplica con
el tiempo el uso de agrotóxicos, contribuye a la pérdida de biodiversidad
agrícola y pone la soberanía alimentaria en manos de un reducido numero de
multinacionales semilleras y agroquímicas.

La Junta de Andalucía, que debiera ser garante de la riqueza agroecológica
de nuestra región, tiene una línea similar a la que nos tiene habituados
la Administración Central, desarrollando una política cada vez más
permisiva con las multinacionales de las semillas. La falta de respuesta
al escándalo de los ensayos con transgénicos en el área de Doñana, la
dejadez en la vigilancia y control de la proliferación de cultivos
transgénicos en diferentes comarcas andaluzas y la opacidad y falta de
respuesta a las peticiones de información cursadas por la PALT a las
Consejerías de Salud, Medio Ambiente y Agricultura, son indicadores de que
no se está poniendo el debido interés en defender a la población de los
riesgos que suponen los transgénicos.

Desde la PALT exigimos una agricultura y alimentación libre de
transgénicos; tolerancia cero con la contaminación genética; derecho a
conservar y gestionar libremente la biodiversidad agrícola; el ejercicio
de la soberanía alimentaria; y la implicación de las administraciones en
facilitar información y transparencia con todo lo que tenga que ver con
transgénicos. Para facilitar estos retos ponemos en marcha una campaña de
incidencia social y política en la que pretendemos sensibilizar sobre los
riesgos de los alimentos transgénicos, promover la declaración de Zona
Libre de Transgénicos para toda Andalucía y sus municipios y movilizar a
la ciudadanía para la incidencia en las políticas públicas y la
construcción de alternativas agroalimentarias saludables y ecológicas.

La PALT esta integrada por la Red Andaluza de Semillas “Cultivando
Biodiversidad”, FACUA-Andalucía, UCA-UCE, Ecologistas en Acción de Andalucía, Veterinarios sin Fronteras Andalucía, Federación Andaluza de Consumidores y Productores Ecológicos (FACPE), Grupo de Soberanía Alimentaria y Género, CERAI, Ingenieros sin Fronteras Andalucía, Plataforma de Huertos Urbanos de Sevilla y Asociación La Talega. Y cuenta con el apoyo de Amigos de la Tierra, COAG Andalucía, SOC/SAT, Asociación CAAE y Greenpeace.