Apoyo a Luis Martin en su huelga de hambre por el despido de Egmasa

Ecologistas en Acción de Almería es una organización dedicada a la ecología social, y como tal hemos apoyado la reivindicación que ha llevado a Luis Martín a mantener una huelga de hambre desde hace ya más de un mes, tras el despido en condiciones irregulares de la empresa pública perteneciente a la Consejería de Medio Ambiente EGMASA.

Este hecho le ha llevado a protagonizar dicha huelga, que hoy prosigue en Almería, con un encierro en la Delegación de de la Consejería de Medio Ambiente de Almería con mas compañeros, ya que tras el intento en el acto de conciliación laboral de esta mañana, la empresa pública EGMASA sigue sin reconocer sus derechos, despidiéndolo al igual que a cientos de personas que trabajaban para EGMASA en Andalucía.

Creemos que en tiempos de crisis, las administraciones y las empresas publicas, que trabajan como EGMASA, exclusivamente para la administración, tienen el deber moral, ético y social, de dar ejemplo y de al menos mantener los puestos de trabajo creados y que siguen siendo necesarios para desarrollar las mismas funciones y servicios que siguen existiendo, ¿o es que antes eran rentables y necesarios y ya no?. Obvio es que siguen siendo necesarias tales funciones, ya que en el caso de Luis hasta le han ofrecido desarrollar las mismas funciones, con otra empresa social subcontratada por la Junta de Andalucia, y con un 25% menos de sueldo.

Estamos en un país, y por desgracia se amplifica en Andalucía, que ha tenido el mayor proceso de especulación y corrupción política de la historia, y que ahora ante la gran crisis generada por ello, se olvida, destruye y anula las posibles soluciones publicas de trabajadores que se podrían salvar del desempleo tan extendido, “normalizado” e implacable.

Y nos preguntamos, ¿dónde irán los puestos de altos cargos, directores generales, etc, de dichas empresas públicas que pretenden eliminar nuestros gobernantes de la Junta de Andalucía para solventar la crisis? ¿Irán al desempleo como la mayoría de sus trabajadores, se reubicarán en Agencias públicas de nueva creación, se incluirán como nuevos funcionarios o personal laboral contratado por la administración?

Es una duda que ha los compañeros andaluces y almerienses que pierden su puesto de trabajo para siempre, como Luis (para colmo ilegalmente), les hace muy poca gracia, pues llegan a plantearse si es que en nuestra democracia, tan ficticia, quien tiene el poder político y/o lo apoya, no tendrá problemas en llegar a fin de mes como cada uno de ellos que se queda en el paro.