Inician acciones legales contra la instalación de un horno crematorio

Ecologistas en Acción ha interpuesto un recurso judicial contra el Ayuntamiento de Morón de la Frontera por el otorgamiento de Licencias de Obra y de Actividad para un Horno Crematorio junto al Cementerio Municipal. Este recurso ha sido asignado al Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº 3 de Sevilla.

Los principales motivos que ha llevado a Ecologistas en Acción-Sevilla a realizar esta acción judicial han sido los siguientes:

1. El lugar de ubicación del Crematorio se sitúa a poco más de 100 metros de los viviendas de vecinos cuya salud se verá afectada de por vida por los gases emitidos por el Crematorio, con efectos reconocidamente cancerígenos por instancias internacionales. Además, el foco emisor de la chimenea del Crematorio se encuentra en un nivel inferior a las casas de los vecinos colindantes, por lo que esas emisiones contaminantes afectarán incluso a Centros de Enseñanza como el Colegio Público Primo de Rivera y el de Educación de Adultos Federico García Lorca, situados a unos 300 metros del Horno Crematorio. Sin embargo el Técnico de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Morón, que informó favorablemente el proyecto, no solicitó que se realizara ningún estudio de riesgo sobre la afección de los humos contaminantes en la salud de los vecinos y escolares.

2. Incumplimiento de la modificación puntual nº 42 de las Normas Urbanísticas de Morón de la Frontera que sólo permiten la instalación de un Tanatorio, pero que prohíben expresamente la instalación de actividades contaminadoras de la atmósfera, como es el caso de un Crematorio, en el lugar en el que se pretende a instalar. A pesar de ello, el arquitecto municipal José Antonio Escalante Medina informó favorablemente en marzo y junio de 2008 las licencias municipales del Crematorio, cuyo arquitecto técnico es su hermano Alfonso Escalante Medina, y en contra de la ordenación urbanística de Morón,

3. Incumplimiento de la Ley de Gestión Integrada de la Calidad Ambiental que no permite el otorgamiento de licencias sin obtener previamente las autorizaciones ambientales. En este caso el alcalde de Morón, Manuel Morilla Ramos otorgó licencia municipal de actividad para Crematorio a la empresa Lalo Siles S.L. en diciembre de 2008, sin que previamente se hubiera obtenido la Autorización de Emisiones a la Atmósfera y la Autorización Ambiental Unificada, tramitando sólo una insuficiente y fraudulenta Calificación Ambiental.

4. Ocultación de información a los vecinos colindantes. La ley obliga a comunicar los trámites de autorización a todos los vecinos colindantes de una actividad contaminadora de la atmósfera, como es un Crematorio. Sin embargo, el Ayuntamiento ocultó deliberadamente la tramitación del Crematorio a los vecinos afectados, llegando incluso a ocultar la información que se facilitó a la Policía Local para que ésta no localizara a los vecinos afectados. No ha existido notificación personal a ningún vecino.

5. En el otorgamiento de las licencias, han intervenido directamente el Alcalde D. Manuel Morilla Ramos y su hijo, el Concejal de Urbanismo, D. Francisco Manuel Morilla, que tienen una larga vinculación de amistad y negocios con la familia de la empresa Lalo Siles.

En noviembre de 2009, y en febrero y abril de 2010, Ecologistas en Acción se personó en los expedientes, siendo denegadas sus solicitudes por el Alcalde Accidental D. Alfonso Angulo, que finalmente entregó la documentación incompleta, ocultando la información que compete al Concejal de Urbanismo y al arquitecto municipal.

Con fecha 29 de Julio de 2010, Ecologistas en Acción presentó solicitud de Revisión de Oficio de las licencias otorgadas, y solicitud de recusación contra el arquitecto municipal (dada la evidente relación familiar con su hermano). Sin embargo, de nuevo, el Alcalde Accidental Angulo desestimó esa solicitud el 27 de agosto de 2010, basándose en otro informe del propio arquitecto municipal, que siguió obviando su obligación legal de abstenerse de intervenir en un asunto relacionado con su hermano. Contra esa denegación, Ecologistas en Acción ha interpuesto recurso contencioso-administrativo solicitando la anulación de las licencias municipales del Horno Crematorio.