Denuncia del aceite de palma y sus consecuencias ambientales

Activistas por el Planeta y Ecologistes en Acció de Barcelona han denunciado, mediante una acción de sensibilización en el Parc de la Ciutadella, las consecuencias sociales y ecológicas del cultivo y uso del aceite de palma en diferentes países del sur, pero especialmente en Indonesia, hogar del orangután y de otras especies emblemáticas.

A continuación, el texto que se ha repartido entre los asistentes:

El producto que más daño está provocando a ciertos países del Sur es el denominado aceite de palma, que se obtiene de la palmera aceitera, más pequeña que la tradicional tan conocida por todos, y del corazón de la cual se obtiene un aceite vegetal, también conocido como “Grasa vegetal”, que sirve para todo tipo de cosas, tales como aceite para alimentación, comidas congeladas, margarinas, bollería, helados, biocombustibles, limpieza del hogar, productos de higiene personal, cosméticos tales como los del cuidado del cutis o del cabello realizando champús mas suaves y de menor costo en la producción o pintalabios, velas, etc.

¿Pero qué hay detrás de este famoso aceite obtenido de la palma?

Las plantaciones de aceite de palma se han expandido a través de los trópicos del Sur, América del Sur, África, etc., pero dónde más impacto existe es en Asia, en países tales como Indonesia, Malasia o Papua Nueva Guinea, debido a la gran destrucción de los bosques y la selva tropical, dónde se provocan enormes cantidades de emisiones de CO2 a la atmosfera. Pero lo peor, es que desplaza a los indígenas o poblaciones autóctonas, que dependen exclusivamente de los bosques para sobrevivir, ya que estos son su medio de vida natural para subsistir.

Este problema que, en un principio pudiera no tener más consecuencia que esta, causa la gran y acelerada perdida de una de las especies de primate más cercana a nosotros, el “ orangután”; animal inteligente, de mirada cariñosa y tranquila. Éste primate, que se acerca peligrosamente a la extinción, depende por entero de los bosques tropicales de Borneo y Sumatra para sobrevivir, ya que es totalmente arborícola. Se aniquilan a grupos enteros de orangutanes para capturar a las crías, se provocan incendios para posteriormente plantar las palmas que producen dicho aceite, se asesinan a estos primates sencillamente para evitar molestias, y sus crías son vendidas por cazadores furtivos en zoos, parques turísticos, a coleccionistas, como carne, genero de extracción de pieles, o sencillamente como animales de compañía.

¿Quién provoca todo esto?

En general lo provocan fabricantes de cosméticos, tales como DOVE, REXONA; productos alimenticios como MAIZENA, FERRERO, FRIGO; productos del hogar como MIMOSIN, CIF, y un largo etc. Pero los mayores generadores de este efecto destructor, son los miembros de la Mesa Redonda Sostenible de Aceite de Palma, RSPO, un foro empresarial que se reúne para garantizar la producción de aceite de palma, de manera sostenible, aunque de momento todo sea un engaño mediático, que incluye a las multinacionales poderosas como Unilever, Procter & Gamble, Kraft, o Nestlé, aunque según informes de Greenpeace, empresas como Nestlé o Unilever, han renunciado al contrato de aceite de palma de Indonesia con el grupo Sinar Mas para dejar de provocar la extinción de los orangutanes.

El Grupo SINAR MAS es la compañía que más suministra a estas multinacionales, es el responsable del 10% de la producción de aceite de palma y suministra a multinacionales como Carrefour, o la empresa papelera APP (Asia Pulp and Paper), que arrasa las selvas para la producción masiva de papel.

Gracias a la producción de la Grasa vegetal o de palma, se estima que en 2006 murieron unos 1.600 orangutanes en las plantaciones de palma aceitera y por no contar a las miles de crías que quedaron huérfanas y que dependían totalmente de sus madres para sobrevivir en la selva durante sus primeros años de vida, otros, fueron enjaulados como mascota.

Pero dejemos de un lado a los orangutanes y vayamos al ser humano, a los indígenas o pobladores autóctonos que dependen de la selva para vivir y alimentarse; pues bien, estas mega multinacionales, favorecen que haya grandes conflictos y violaciones de derechos humanos obligando a desplazarse de sus hábitats y transformen la selva a plantaciones gigantes de palma aceitera.

La producción de aceite vegetal tiene un coste bajo, ya que no requiere grandes dosis de mantenimiento, pero si provoca una gran contaminación debido al uso de pesticidas y fertilizantes, y por ello, es muy interesante para las grandes empresas, por su bajo coste, pero el efecto en la salud humana o en la del medio ambiente, no es buena, ya que añadir grasa de palma a una alimentación, ya de por sí rica en grasas saturadas, es muy nocivo para nuestra salud, y se utiliza en la fabricación de productos de cereales, chocolatinas, pastelería, helados, margarina, mayonesa, etc.…

RECUERDA: “COMO CONSUMIDOR TU DECIDES”, tu tienes el poder de elegir salvar a los últimos orangutanes de Indonesia u a otros animales, evitar violaciones humanas a costa de la producción de aceite de palma, la deforestación masiva y el incremento del CO2 a nivel mundial.

Nosotros como consumidores ya lo estamos haciendo. Y tu, ¿que vas a hacer?

Aquí tienes una pequeña lista de marcas y empresas que utilizan aceite de palma, aunque no todos los productos que llevan aceite o grasa vegetal son exclusivos de llevar el aceite de palma:

  • Multinacionales: Unilever, Procter & Gamble (P&G), Kraft, Nestlé, Carrefour, Matutano, Lay’s, Nutella o Ferrero, etc.
  • Marcas de alimentación: Tulipán, Maizena, Knorr, Hellmann’s, Ligeresa, Frigo, Calvé, Ben & Jerry’s, etc.
  • Marcas de cosméticos o de cuidado personal: Axe, Dove, Rexona, Pond’s, Sunsilk, Timotei, Signal, etc.
  • Marcas del hogar: Mimosin, Domestos, Cif, etc.
  • Otras marcas: Palmolive, Pringles, Fontaneda, LU, Kit Kat, Fa, Colgate, Hugo Boss, D&G, Lancôme, Wella, Pantene, L’Oréal, Avon, y un largo etc que lleve aceite o grasa vegetal.



Visitantes conectados: 422