El desarrollo industrial de Chiloeches pone en peligro el frágil ecosistema del Henares

El visto bueno dado por el Ayuntamiento de Chiloeches hace unos años, de industrializar la zona de los cerros, junto al río Henares, fué el primer ejemplo para infringir una moratoria urbanística entre la N-II, el Río Henares y las parameras arcillosas (terreras), consensuada entre la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y algunos ayuntamientos del Corredor del Henares.

Asimismo, Alovera, Cabanillas del Campo y Azuqueca de Henares, entre otros, podrían dar el salto de la N-II, y acabar con un corredor biológico de especial interés ecológico, desconocido para muchos de nosotros, por lo que desde Ecologistas en Acción de Guadalajara apoyamos decididamente la propuesta de la Asociación "Foro del Henares", que el jueves pasado se presentaba en el Salón de Actos Internacional de la Universidad de Alcalá de Henares, de declarar el Corredor del Henares comprendido entre Torrejón de Ardoz y Guadalajara capital, como Parque Natural. El estudio-propuesta realizado por sociólogos, geólogos, ecólogos, biólogos, zoólogos y botánicos, concluye que es vital para el desarrollo humano salvaguardar una gran zona verde dentro, del que será en unos años, un verdadero sumidero de población.

Breve historia del proyecto para la construcción de un complejo deportivo multifuncional en el barranco de Valdelanegra (Chiloeches)

A partir del Plan de Ordenación Municipal de Chiloeches, aprobado en Octubre de 2002, han llovido las propuestas y ofertas para la urbanización indiscriminada de los distintos sectores de este municipio. Aunque la mayoría de propuestas se centra en la construcción de viviendas unifamiliares ocupando extensas áreas de terreno a modo de grandes urbanizaciones, también se han sucedido ciertos proyectos relacionados con actividades deportivas poco respetuosas para con el medio ambiente, como un campo de golf de 18 hoyos en el sector 4 del P.O.U.M. ofertado por Integral Golf Design.

Debido al interés por situar a Chiloeches en la cabeza del desarrollo urbanístico en el corredor del Henares, no siempre se ha respetado la legalidad de los trámites legislativos. Así, en Mayo de 2003, el Tribunal Superior de Justicia acuerda la suspensión de dos actuaciones urbanísticas en este municipio. El ayuntamiento aprobó y adjudicó dos programas de actuación urbanizadora en el sector 4 y sectores 5 al 14 del P.O.U.M. prescindiendo de los informes de la Comisión Regional de Urbanismo respecto a la modificación de zonas verdes. Estos hechos han puesto en evidencia la poca conciencia ambiental del equipo de gobierno de Chiloeches, provocando un estado de alerta máxima en todas las actuaciones desarrolladas por el mismo desde Ecologistas en Acción.

En el año 2003 se presentó un proyecto en Chiloeches, para la construcción de un complejo deportivo multifuncional, en el cual, se proponía como actividad principal los deportes relacionados con el motor y la enseñanza de los mismos (técnicas de conducción, pruebas de vehículos, programas de investigación, etc.). El proyecto y sus instalaciones de motor (circuito de asfalto, pistas deslizantes, circuito de tierra, pistas de todo terreno) ocuparían una extensión aproximada de 72 ha. y las destinadas a los deportes de naturaleza ocuparían 45 ha, además de pistas de padel, gimnasio, restaurante, garajes, almacén, taller de mantenimiento, etc. El complejo tendría su localización en el barranco de Valdelanegra, integrado en el corredor biológico del Henares. Una breve descripción de dicho entorno pudiera resumirse en lo siguiente:

- Tarayales y bosque de galería fluvial (hábitats de protección especial, descritos en el anejo 1 de la Ley 9/1999, de 26 de mayo, de Conservación de la Naturaleza de Castilla-La Mancha y en el decreto 199/2001, de 6 de noviembre de 2001).

- Elementos geomorfológicos de protección especies como humedales estacionales o permanentes (arroyos y carrizales) y escarpes naturales.

- Abundancia de avifauna, donde se podría destacar la presencia de aves en peligro de extinción: águila perdicera y escribano palustre; como otras especies catalogadas de vulnerables (búho real y águila real), entre otras muchas.

- Abundancia de pequeños mamíferos, sobre todo de murciélagos y topillos.

- Vías pecuarias sobre las que pretendía asentarse el proyecto, como la Cañada Real de Roma y la Vereda de los Carrizales.

En Julio de 2004, Ecologistas en Acción de Guadalajara, presenta las alegaciones pertinentes sobre el proyecto y en Octubre del mismo año se publica en el DOCM el Estudio de Impacto Ambiental. Para nuestra sorpresa, el impacto sale positivo, es decir, no se esperan afecciones negativas para la flora y la fauna allí presentes debido a la puesta en marcha del proyecto. A partir de ese instante, la Asociación "La Acequilla" de Azuqueca de Henares y Ecologistas en Acción inician los trámites para presentar un estudio sobre la zona y unas alegaciones al Estudio de Impacto Ambiental. Éste adolece de un exhaustivo estudio de la flora y fauna presentes en el entorno, además de tratar levemente temas como el ruido y el suministro eléctrico del complejo.

En febrero de 2005, la Dirección General de Calidad Ambiental, declara no viable la actuación proyectada en Valdelanegra (Chiloeches). Sin embargo, la misma administración expone que en el municipio existen posibles zonas alternativas con capacidad de acogida para estas actividades y con menor valor ambiental. Curiosamente, la DIA se deshecha entre otros motivos por la existencia en la zona de los valores naturales descrito con anterioridad, asi como por la posible afección que el proyecto pudiese ocasionar a especies como Águila Real, Buho Real y Halcón Peregrino entre otras.