El fracking amenaza Cantabria

Una tercera parte del territorio de Cantabria está concedido a varias empresas (TROFAGÁS, REPSOL, PETROLEUM OIL & GAS ESPAÑA S. A. y SHESA) para realizar investigaciones con el fin de extraer gas natural utilizando la técnica del fracking o también llamada fracturación hidráulica.

Se trata de una técnica con gravísimos impactos ambientales por la utilización de una enorme cantidad de compuestos altamente contaminantes y por lo escapes de gas que contaminarían los acuíferos.

El gobierno de Cantabria ha concedido un permiso de investigación , ARQUETU, que comprende unas 25.000 hectáreas de los valles del Saja y Nansa. Pero además, existen otros cuatro permisos de investigación ya concedidos, en esta ocasión por el Ministerio de Industria, pues afectan a municipios de varias Comunidades autónomas. Estos nuevos Permisos de Investigación para extraer gas natural en Cantabria se denominan LUENA, BEZANA-BIGÜENZO y USAPAL-ENARA.

El PI “LUENA” fue concedido el día 22 de enero de 2011 por un período de 6 años a REPSOL en un amplio territorio (74.628 Ha) de Cantabria y Burgos que afecta a 17 ayuntamientos de las cuencas del Besaya, Pas-Pisueña y Altos del Asón (Corrales de Buelna, San Felices de Buelna, Cieza, Arenas de Iguña, Anievas, Molledo, Bárcena de Pie de Concha, Pesquera, Luena, Corvera de Toranzo, Santiurde de Toranzo, Vega de Pas, Villacarriedo, Selaya, Soba, San Roque de Riomiera, San Pedro del Romeral). Está prevista la perforación de un sondeo.

El PI “BEZANA-BIGÜENZO” fue concedido el 2 de diciembre de 2009 a PETROLEUM OIL & GAS ESPAÑA, S. A., en toda la zona Sur de Cantabria y norte de Castilla y León (179. 434 Ha), afectando a los ayuntamientos (9) de Santiurde de Reinosa, San Miguel de Aguayo, Campo de Yuso, Reinosa, Campoo de Enmedio, Las Rozas de Valdearroyo, Valdeolea, Valdeprado del Río y Valderredible, así como otros ayuntamientos de Burgos y Palencia. Incluye la perforación de 3 sondeos.

El PI “USAPAL” (74.934 Ha) fue concedido el 18 de febrero de 2008 a la Sociedad de Hidrocarburos de Euskadi, S.A. (SHESA) por un periodo de 6 años, que incluye la perforación de un pozo. SHESA es una empresa del Ente Vasco de la Energía (EVE), perteneciente al Departamento de Industria del Gobierno del País Vasco que se ha asociado con las empresas norteamericanos Heyco Energy Group y Cambria Europe Inc. Este permiso se encuentra integrado dentro de otro más amplio llamado “GRAN ENARA” (295.714 Ha) y afecta en Cantabria a toda la zona de Villaverde de Trucíos, ocupando también numerosos ayuntamientos de otras comunidades autónomas.

Resultan preocupantes las recientes declaraciones del secretario de Estado de Energía, Fabrizio Hernández, en las que afirmó que "sería deseable que a nivel europeo se buscara una manera más formal de favorecer la apuesta por este gas", destacando el "papel fundamental" del gas no convencional (shale gas) para los países dependientes de este hidrocarburo.

Denunciamos el secretismo con que se está llevando a cabo la concesión de los permisos de investigación por parte del Ministerio de Industria, que incluso no obliga a las empresas a explicitar el método de extracción del gas, algo que sólo ha sido expresado por escrito por una de las empresas, TROFAGÁS.

Hecho muy relevante, pues los impactos de la técnica del fracking son sobradamente conocidos después de la experiencia de más de una década en Estados Unidos, en donde se han perforado miles de pozos para obtener gas natural de esta forma.




Visitantes conectados: 332