Rellenan con lodos de las Marismas, la Dinamita

La Junta de Andalucía (Minas), consiente la extracción de más de 80.000 metros cúbicos de arenas junto a un Pinar y su relleno con lodos. El Ayuntamiento de Sanlúcar incapaz de frenar un nuevo atentado ambiental a los Pinares.

Amparándose en un proyecto de “mejora de la aptitud agrícola” de la parcela, el propietario de unos terrenos que separa dos masas forestales en los Pinares de San Jerónimo y la Dinamita, consigue que la Dirección General de Minas de la Consejería de Economía, Ciencia y Empresas, le permitiera la extracción de más de 80.000 metros cúbicos de arenas, sin que el Ayuntamiento informara en su momento en contra de tal proyecto por el impacto ambiental que supone para unos Pinares, contemplados en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) como Espacios Libres Suburbanos y destinados a convertirse en Parque Público. Tal como denunció Ecologistas en Acción en su día la extracción superó ampliamente lo concedido (http://www.ecologistasenaccion.org/article22314.html), profundizando hasta el nivel freático de la zona, afectando a los pinos limítrofes y creando taludes con pendientes que harán que estos pinos terminen cayendo y erosionándose toda la duna sobre la que se asientan.

Para empeorar la situación, ahora, en vez de acometer la restauración debida, se está rellenando con lodos provenientes del Caño de Martín Ruiz con lo que se está alterando el manto freático e introduciendo materiales no propios de la zona, con salinidad y restos de pesticidas agrícolas que en nada favorecerán el mantenimiento de un acuífero protegido por sobreexplotación con riesgos de salinización como es el de esta zona de la costa noroeste de Cádiz. La apertura de un enorme pozo para la extracción de agua es una agresión más a sumarle a este descabellado proyecto.

Tanto Minas, como el propio Ayuntamiento mediante su Delegación de Medio Ambiente, han demostrado su incapacidad para impedir tanto la sobreextracción, como el relleno con materiales ajenos a la naturaleza de estas arenas de origen dunar, demostrando una vez más como particulares insensibles pueden salirse con la suya y negociar a costa de la degradación de un medio ambiente que es de todos.

Hay demasiadas experiencias acumuladas para saber que detrás de “proyectos de mejoras de aptitud agrícola”, lo que se esconde es el negocio de la extracción y venta de arenas y el impacto medioambiental asegurado, para que sigan autorizando tales proyectos o se extremen los controles y vigilancias necesarias que impidan llegar a situaciones irreversibles, como ésta.

En el caso del Ayuntamiento de Sanlúcar, no nos extraña nada esta incapacidad, cuando el nuevo Delegado de Medio Ambiente, Jesús Villegas, nombrado tras las últimas elecciones, no ejerce como tal y nunca nadie se despreocupó más por los asuntos de su Delegación como este señor, que en todo ese tiempo ni siquiera ha reunido una vez al Consejo Asesor de Medio Ambiente.

Desde Ecologistas en Acción exigimos, que como la legislación ambiental contempla, se restaure la zona adecuadamente, se corrijan los impactos ambientales y se protejan adecuadamente tanto los pinares, como el acuífero sobre el que se asientan, además de abrir el correspondiente expediente sancionador al propietario de los suelos.