Convocan un bloque antideuda y por la huelga general el 15S

Organizaciones sociales, políticas y sindicales convocan, en un bloque crítico centrado en la petición de no pagar la deuda ilegítima y en un llamamiento hacia otra huelga general, a la movilización del 15 de septiembre en Madrid de la Cumbre Social. Se citarán a las 10:30 en Atocha en un acto conjunto desde el que saldrán en manifestación.

Entre las primeras organizaciones convocantes se encuentran Asamblea Feminista, ATTAC, Ecologistas en Acción, Izquierda Anticapitalista, Juventud Sin Futuro y Redes Cristianas de Base.

Su motivación para asistir a la movilización como bloque propio con contenidos específicos es que consideran que los propuestos por la Cumbre Social son insuficientes para afrontar la crisis múltiple actual. Desde su punto de vista adolecen de una visión sistémica de la crisis y de sus salidas.

Los colectivos convocantes proponen la aplicación de una serie de medidas que den respuesta a las verdaderas necesidades de las personas y pongan fin a las leyes y decretos dictados desde el Gobierno y la UE. Entre todas ellas destacan la abolición de la deuda ilegítima y el llamamiento a la huelga general.

  • Retirada de toda la legislación y reformas aprobadas contra los derechos de la población (Laboral, Negociación Colectiva, Pensiones, Reforma Constitucional, Extranjería, Proyecto de Ley sobre el Aborto...)
  • Protección económica suficiente a los millones de personas desempleadas.
  • Protección ante los desahucios. Moratoria hasta la salida de la crisis y programa social de acceso a la viviendas.
  • Reparto del empleo, reducción de la jornada laboral, reducción de la edad de jubilación.
  • No a las privatización de los Servicios Públicos: Sanidad, Educación, Transportes...
  • Garantía de acceso universal a los servicios públicos a las personas con y sin papeles.
  • No a los recortes sociales y laborales.
  • Reparto del trabajo de cuidados. Implementación y desarrollo de las ayudas a la Dependencia.
  • Prohibición de los ERE´s, horas extras y destajos y becas que ocultan puestos de trabajo.
  • Expropiación de las empresas que fueron públicas anteriormente y que prestan servicios básicos a la sociedad (energía, trasporte, telecomunicaciones, agua, etc...).
  • Reforma fiscal para que paguen más quienes más tienen y aumento de la tributación de las empresas y grandes fortunas. Persecución del fraude fiscal.
  • Banca Pública bajo control social que permita el acceso a los recursos a las familias de manera económica.
  • Auditoría de la deuda mediante un proceso participativo bajo control ciudadano como paso previo a la anulación de toda la deuda ilegítima.
  • Uso del dinero público para la satisfacción de las necesidades de las personas y no para pagar la deuda o rescatar bancos.
  • Exigencia de responsabilidades penales a los causantes de la crisis.
  • Libertad sin cargos para todas las personas enjuiciadas con motivo de su militancia sindical o social. No a la represión y su criminalización.
  • Su modelo de democracia no nos vale. Apostamos por un nuevo modelo participativo y desde abajo.
  • Exigencia del cierre de los casinos financieros.
  • Rechazo de la Unión Europea como institución impulsora de las políticas neoliberales.
  • Abandono de una política económica encaminada al crecimiento ilimitado y sustitución por otra que se inscriba en los límites de recursos de nuestro planeta.
  • Afrontar decididamente las crisis energética, climática y de biodiversidad, claves para la supervivencia de millones de personas.