Recuerdan que la candidatura olímpica no es sostenible

Ante el debate de hoy en el pleno del Ayuntamiento de Madrid, Ecologistas en Acción recuerda su rechazo a la costosa candidatura olímpica en un momento de grandes recortes económicos y sociales. Recortes que también afectan al deporte de base, con una reducción de presupuestos del 40% para las federaciones deportivas de la ciudad.

La ciudadanía madrileña se beneficiaría más directamente si una parte de los 2.000 millones de euros previstos para infraestructuras olímpicas se emplease para cubrir carencias en instalaciones deportivas de barrio. Por ejemplo para las pistas cubiertas y acondicionamiento de otros lugares donde hacer ejercicio, promoción de deportes de base y campeonatos escolares.

Los Juegos Olímpicos suponen una inversión desbocada y muy inadecuada para un país al borde del rescate europeo. Además, la experiencia de todos los juegos anteriores demuestra que las previsiones económicas iniciales se disparan. En Londres 2012 se gastaron más de 15.000 millones de euros, según un informe del Parlamento británico, siete veces más de lo presupuestado en principio.

Se minimizan costes y se sobrestiman ganancias

Los costes de los Juegos Olímpicos no se compensan con las ganancias que subrayan los defensores de la candidatura madrileña si atendemos, por ejemplo, a los recientes datos de Londres. Solo 100.000 turistas pasaron por la capital británica durante la primera semana de los juegos de este verano, tres veces menos de los esperado. Los comercios encuestados también facturaron menos, entre un 10% y un 30% que en el mismo periodo de 2011. El Producto Interior Bruto ha seguido cayendo en el Reino Unido, con un descenso del 0,5% en el segundo trimestre del año.

Madrid no se puede permitir una inversión tan alta y arriesgada. Y menos aún en un momento en el que acumula un déficit de casi 6.500 millones de euros, entre otras cosas por una política de grandes obras de dudosa utilidad.

Ecologistas en Acción exige a los responsables políticos del Ayuntamiento de Madrid que tomen la decisión de retirarse cuanto antes de la carrera olímpica tal y como hizo Roma hace un año.