Por una huelga general que impulse políticas post-petroleras

Ecologistas en Acción se ha sumado a la huelga general del próximo 14N dotándola de un contenido reivindicativo ecologista bajo el lema “ecologismo o crisis”. Al calor del décimo aniversario de la catástrofe del Prestige, la organización convoca a la huelga general con el propósito de impulsar medidas que permitan avanzar hacia una economía no basada en los combustibles fósiles (petróleo, carbón y gas).

Durante esta semana se conmemora el 10 aniversario de la catástrofe del Prestige, que no fue sino uno más de los múltiples accidentes inevitables de la industria de las energías fósiles (petróleo, carbón, gas natural...). Todavía está fresco en la memoria, y en los impactos, el derrame de la plataforma de BP en el Golfo de México, como también lo está el paso del huracán Sandy por la costa atlántica americana, un huracán a cuya virulencia contribuyó, con toda probabilidad, el calentamiento global. Además, el petróleo es una fuente energética que está atravesando su pico de máxima extracción y que, por lo tanto, será cada vez más cara y su producción declinará inevitablemente.

A la hora de resolver la crisis actual, Ecologistas en Acción subraya que esta crisis parte de la inviabilidad de un sistema económico, el capitalista, que para funcionar necesita crecer de manera continua pero que ha topado los límites que le impone un planeta con recursos energéticos y materiales finitos. Por lo tanto, es imprescindible sustituir la fuentes energéticas reduciendo el consumo total, al tiempo que superamos las desigualdades de todo tipo.

Ecologistas en Acción presenta un paquete de medidas que permitirían avanzar hacia un mundo post-petroleras y que son parte de su programa reivindicativo en la huelga del 14N:

- La organización ha realizado una detallada propuesta de generación eléctrica para 2020 para cuya puesta en marcha solo hace falta voluntad política. Esta propuesta permitiría cerrar todas las centrales de carbón en esta fecha.

- Esto tendría que venir acompañado con una reforma de las medidas fiscales en materia energética que no solo eliminase el timo del déficit de tarifa, sino que también potenciase la transición hacia las energías renovables. La organización ecologista, junto a otros colectivos, ha presentado en el Congreso una propuesta detallada de cómo podría realizarse, lo que pasa por destinar fondos a las energías renovables, detrayéndolos de las sucias.

- Para la transición es imprescindible una reducción paulatina del consumo de combustibles fósiles. Ecologistas en Acción ha elaborado una propuesta que explica como llevarlo a cabo a nivel de la UE.

- En este mismo sentido van las recomendaciones contra el calentamiento global del IPCC hechas públicas esta semana pasada en su reunión de Vigo.

- Además se hace necesaria la implantación de todo un paquete de medidas para evitar que se repitan desastres como el del Prestige. Unas medidas que se dijo hace 10 años que se iban a adoptar y, todavía hoy, siguen a la espera.

Para llevar a cabo esta transición también hace falta dejar de explotar la mayoría de los combustibles fósiles que está en el subsuelo. En este campo ya hay mucho avanzado:

- Francia, Dinamarca, Bulgaria, Rumanía y la República Checa tienen en marcha moratorias para no extraer el petróleo y el gas embebido en pizarras mediante fractura hidráulica (fracking). El Gobierno español debería sumarse a esta moratoria.

- Del mismo modo, el Gobierno debería prohibir las prospecciones que se están realizando o se han aprobado en las costas españolas: Lanzarote, Valencia, Málaga, Tarragona, Cádiz y Vizcaya.

- No solo se debe dejar el petróleo y el gas, sino también el carbón. Por ello es necesario que el Gobierno ponga en marcha un plan de reconversión de las cuencas mineras y elimine cualquier ayuda a la producción, y también a tecnologías encaminadas a dar más vida a la industria del carbón, como la captura y almacenamiento de carbono.

- Ecuador tiene en marcha ahora mismo un proyecto, el ITT-Yasuní, en el que propone dejar sin explotar este gran campo a cambio de la mitad de los ingresos que conseguiría si vendiese este crudo. España debería sumarse con decisión a este proyecto y aportar fondos en compensación por la deuda ecológica que tiene contraída con los países más empobrecidos.

De este modo, Ecologistas en Acción enmarca esta huelga general dentro de las muchas movilizaciones que se están realizando para avanzar hacia un mundo post-fosilista. Entre ellas, la organización destaca algunas de actualidad durante esta semana:

- Con motivo del aniversario del hundimiento del Prestige, Ecologistas en Acción ha lanzado una campaña de denuncia de sus responsables políticos, muchos de ellos hoy en el Gobierno.

- Canarias ha mostrado una masiva oposición a las prospecciones en sus aguas, una movilización que todavía continúa muy viva.

- Desde octubre la petrolera Shell está siendo juzgada en Holanda por los impactos ambientales causados en Nigeria. Este juicio es resultado de las fortísimas luchas de resistencia que se han desarrollado en el país africano, especialmente por la población ogoni. Además, Shell también fue encausada en EEUU por su participación en la represión en Nigeria.