Más del 90% de la población europea respira aire contaminado

Carta enviada al Ministerio de Industria

Más del 90% de la población de 38 países europeos vive en lugares que rebasan los límites de contaminación del aire que marca la Organización Mundial de la Salud (OMS). Así se desprende del último informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) publicado hoy, analizando datos desde 2002 a 2011. Ecologistas en Acción considera muy preocupante el informe y considera inaceptable que el Gobierno español esté apostando por debilitar la calidad del aire en las negociaciones europeas, como denuncia en una carta enviada ayer al Ministerio de Industria.

Los datos presentados hoy por la AEMA son plenamente consistentes con los informes anuales que viene haciendo públicos Ecologistas en Acción. De hecho la agencia emplea ahora la misma metodología que utiliza la organización ecologista desde hace años, al tomar como referencia los límites legales en la UE y también las recomendaciones de la OMS.

Entre las principales conclusiones del informe de la AEMA, destacan:
- Los contaminantes más problemáticos para la salud de la población europea son las partículas en suspensión (especialmente las más finas, de menos de 2,5 micras, PM2,5) y el ozono troposférico.
- Más de un 90% de la población vive en lugares donde se superan los límites recomendados por la OMS para estos contaminantes. Por su parte, los límites legales (más laxos que las recomendaciones de la OMS) se rebasan para cada uno de estos contaminantes en lugares donde vive un 25% de la población.
- Algunos de estos contaminantes, como el ozono, provocan también importantes problemas a la vegetación o bien disminuyen el rendimiento de los cultivos.

Ecologistas en Acción considera que el Estado español tiene una responsabilidad importante en la mala calidad del aire europeo. Como el informe destaca, buena parte de los problemas de contaminación en Europa tienen un origen transfronterizo. Por ejemplo, el 50% de las PM2,5 provienen de otros lugares. Una forma de luchar contra esta exportación de contaminación sería endurecer las exigencias de la Directiva de Techos de Emisión. España es una gran incumplidora de estos techos.

Además, la organización ecologista considera inaceptable que el Gobierno español esté apostando por debilitar la calidad del aire en las negociaciones europeas. Actualmente ese es el caso para los estándares de emisión de partículas provenientes de calderas y estufas, una de la principales fuentes de emisión en Europa, donde el Gobierno español propone rebajar los límites propuestos por la Comisión europea. Ecologistas en Acción ha enviado ayer una carta al ministro de Industria protestando por esta situación.

Para Ecologistas en Acción, la situación que describe el informe de la AEMA es muy preocupante. Con frecuencia se citan los estudios que hablan de más de 400.000 muertes prematuras al año en los países europeos por la mala calidad del aire. Algunos trabajos cifran para España unas 35.900 muertes prematuras solo por las partículas más finas.

Por otro lado, conviene recordar que a pesar de que se sabe de que las PM2,5 son el contaminante más peligroso, todavía no hay un límite legal en Europa específico para ellas: el límite de 25 microgramos por metro cúbico solo será obligatorio en 2015, y quizá se rebaje a 20 microgramos en 2020 (pendiente de revisión). Y eso que la OMS recomienda no superar los 10 microgramos, y el lugares como EE UU el límite se fija en 15 microgramos, lo que denota la poca ambición de la Comisión Europea ante las repercusiones sobre la salud de la mala calidad del aire.

Además, este problema de salud pública tiene un fuerte componente económico. La atención sanitaria a estos problemas de contaminación nos cuesta entre 23.000 y 69.000 millones de euros cada año, sin tener en cuenta otro tipo de costes como los daños a los ecosistemas y a los cultivos.

Los datos que se presentan en el informe de AEMA cubren los años 2002-2011. Por su parte, Ecologistas en Acción hará públicos los datos de contaminación durante 2012 en España el próximo 22 de octubre.