Negativa ante la devolución del canon de depuración

El Bloque Ciudadano de Rota, en el que participa Ecologistas en Acción, después de las peticiones hechas por los vecinos roteños de la devolución de cuotas por depuración de aguas no realizada en los últimos meses del pasado año y enero del 2014, y ante las reiteradas negativas por escrito a las mismas, tiene que salir al paso de las referidas respuestas por creerlas fuera de lugar y que en nada satisface a los consumidores al no responder para nada la petición de devolución que se esgrimia en los escritos.

En las peticiones se dice algo tan evidente como que durante los meses de julio y agosto de los años 2009 al 2012, se cobraba un canon de depuración (para mayor confusión, que no aclaración, se llaman en el recibo: Cuota consumo depuración/cuota servicio depuración y canon autonómico depuración). A la vista del mismo reconocimiento del Ayuntamiento de que no puede depurar las aguas (“derivar de manera puntual y controlada agua residual por el emisario submarino. Se realiza el minimo envio que garantice…. sin comprometer en ningún momento la calidad del agua de baño.”).

Este colectivo, integrado por otras asociaciones medioambientales y sociales, tiene que recordar a la opinión pública que el millón de metros cúbicos que durante julio y agosto de cada verano no se depura, no sólo nos puede agredir sanitariamente desde la arena hasta las aguas de baño sino que pone en peligro la fauna y flora marinas que tan esquilmadas están y son parte de nuestro alimento y a la vez el refugio y sostén de la misma fauna. Ello corroborado en los dias de lluvias como toda la población puede ver y oler en los vertidos de los distintos aliviaderos de pluviales y fecales.

En medio de un lenguaje semicientifico y altamente farragoso para los indefensos consumidores, se va recordando “que las tasas viene reguladas..”, “que el ayuntamiento Pleno aprobó el 17 de diciembre de…”, “que el devengo por esta modalidad de la tasa…”, y sigue otra técnica diciendo que “el agua es un recurso natural escaso y las actividades humanas han venido ejerciendo un significativo impacto sobre nuestros recursos hidricos…” (para conmovernos, vaya). Etc, etc

Y siguen dos paginas de reiteraciones exculpatorias ante las que seguramente miran para otro lado las administraciones sanitarias y medioambientales provinciales con toda la pinta de complicidad y acaba la demagogia con que “no consta se dé circunstancia alguna que impida la exacción de la tasa de depuración en el termino municipal…”

Este colectivo ante tan insatisfactorias respuestas tomará las soluciones que vea oportunas ante los juzgados o fiscalia de medio ambiente o de otra índole si lo ve oportuno si el ayuntamiento no da marcha atrás por mucha autorización “superior” que tenga para verter aguas residuales y seguir cobrando los canones integros de depuración como si nada.