En contra de utilizar los toros en la lucha contra el cáncer

Ecologistas en Acción rechaza organizar corridas de de toros aunque sean

en beneficio de la Asociación Española Contra el Cáncer.

El próximo día 5 de abril la Asociación Española Contra el Cáncer organiza
una corrida de toros para obtener fondos para sus labor de lucha frente al
cáncer. Desde Ecologistas en Acción se apoya la labor de la AECC pero
se rechaza la utilización de un espectáculo de tortura de animales como
medio de financiación. Pensamos que hay otras formas de contribuir y
apoyar a estas organizaciones

La Asociación Española contra el Cáncer va a organizar su habitual corrida
de toros, para la obtención de fondos que la permitan continuar con su
labor. Desde Ecologistas en Acción consideramos importante la labor que
realiza esta asociación para luchar contra uno de los problemas de salud
más importantes a los que se enfrentan las sociedades más desarrolladas.
De hecho compartimos esa lucha ya que buscamos un ambiente sin contaminar y una alimentación saludable, dos parámetros muy importantes para evitar la aparición de la enfermedad. Sin embargo el fin no justifica los medios, principalmente porque hay otros medios equiparables con los que se puede conseguir financiación.

Nos parece poco adecuado que se organice una “fiesta” basada en el
sufrimiento, quizá no de los asistentes pero sí de los animales, y con un
desenlace mortal. No puede negarse que quienes apoyen un acto así carecen
de respeto ante la vida de los toros que van a lidiarse, sacrificándolos a
cambio de una sádica diversión.

Afortunadamente, la sociedad mayoritaria ya es partícipe de otra cultura
en la que el respeto a los animales está presente. Personas enfermas de
cáncer o allegadas a ellas, incluso socias de la AECC, han mostrado su
rechazo tanto en prensa como en cartas enviadas a dicha asociación o a la
nuestra, sugiriendo que se organicen otro tipo de actos para la obtención
de fondos como conciertos, carreras populares, mercadillos, exposiciones,... mil y una maneras que pueden ser incluso más beneficiosas. Esperamos que tarde o temprano se produzcan cambios en la AECC que la hagan cambiar de orientación.

También rechazamos las subvenciones aportadas por el Ayuntamiento de
Córdoba para la celebración de este tipo de eventos y que en 2013
ascendieron a 13.000 euros según nos han confirmado, aunque desconocemos qué parte de ellos llegó de forma neta a la AECC (seguimos a la espera de que nos responda su presidenta). Pedimos que esa cantidad se aporte íntegramente a la asociación.

Por último, desde Ecologistas en Acción pedimos a la sociedad en general y
en especial a aquellas personas próximas a esta enfermedad, que muestren
su rechazo a este evento, demostrando que otra cultura no sólo es posible
sino mayoritaria.