Solicitan información al Ayto. sobre la calidad de las aguas

Ecologistas en Acción y La Plataforma “Agua Clara”, solicitan información al Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda sobre la calidad de las aguas de consumo y residuales.

Ecologistas en Acción junto con La Plataforma en Defensa de los Derechos del Agua “Agua Clara” de Sanlúcar de Barrameda, han presentado una solicitud formal de información ante el Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda, para poder acceder a los datos que determinen el estado de las aguas de consumo y residuales en nuestra localidad.

Como ciudadanos y consumidores de agua, sus portavoces dicen encontrarse ante una flagrante falta de transparencia informativa por parte de la actual empresa gestora, AQUALIA-FCC, por lo que consideran imprescindible exigir al Ayuntamiento que aclare el estado actual de salud de las aguas de Sanlúcar, puesto que, según el Real Decreto 140/2003, éste también es responsable, no sólo de velar por la calidad de las aguas, sino de aportar esa transparencia que la empresa deniega a la ciudadanía, acogiéndose a la actual Ley de Transparencia Pública de la Junta de Andalucía.

Documento registrado en el Ayuntamiento

Los portavoces de Ecologistas en Acción y la Plataforma “Agua Clara”, reclaman en dicha solicitud una exhaustiva batería de análisis con la que demostrar la calidad de nuestras aguas, cada vez más cuestionada ante los flagrantes incumplimientos y fraudes que Aqualia-FCC está mostrando en la localidad, además de su ya mencionado oscurantismo informativo.

Igualmente, quieren hacen constar la preocupante falta de información que suministra la web local de Aqualia-FCC, que apenas publica datos actualizados de su gestión, y cuyo último análisis de aguas de consumo publicado hasta la fecha, data de febrero de 2009. Algo que, curiosamente, no ocurre con la web local de Jerez, también gestionada por dicha empresa.

En dicha solicitud, sus portavoces también han demandado análisis completos sobre aguas residuales y depuradas, a los que existe un acceso aún más difícil, y de los que sólo se han encontrado oscuras incongruencias entre los datos que sí suministra periódicamente la Junta de Andalucía, y los que la empresa posee, y que sólo ha presentado ante sus repetidos, y ya multados, incumplimientos medioambientales.

Desde la Plataforma "Agua Clara", aclaramos, no existe intención alguna de generar alarmas sanitarias ante la calidad de las aguas de baño y consumo, puesto que aún se desconocen datos actualizados. Sin embargo, afirmamos, las alarmas sociales no las crean los ciudadanos que demandan su derecho a información, sino aquellos gestores que se las niegan. La ciudadanía tiene todo el derecho a conocer con regularidad y exhaustividad el estado actualizado de las aguas que se consumen, se depuran o vierten al mar, sin necesidad de registrarlo por escrito, tal como se han visto obligados a hacer en esta ocasión.