Denuncian ante el Seprona los vertidos provenientes de ExpacioMérida

El 8 de enero, el propietario de una finca colindante con el polígono industrial ExpacioMérida puso en conocimiento de Ecologistas en Acción la existencia de unos vertidos afectaban gravemente a una charca en la que abreva su ganado, próxima al citado polígono industrial.

El vertido consistía en un líquido de color negruzco que, a primera vista, podría tratarse de alpechín y que había teñido las aguas de la citada charca de negro, impidiendo que el ganado pudiese beber. Tenemos que tener en cuenta que no era la primera vez que su cabaña, de unas 550 ovejas, se veía afectada por estos vertidos, puesto que ya se produjo otro el verano pasado, obligando a este ganadero a utilizar un pozo de sondeo para abrevar a su ganado y que tiene reservado para otros usos, ocasionándole un importante gasto.

Puestos estos hechos en conocimiento del Servicio de Protección Ambiental de la Junta de Extremadura, se personaron inmediatamente dos técnicos en ExpacioMérida, que accedieron a sus instalaciones, no sin antes retenerlos en la puerta de la entrada el guardia de seguridad para advertir de su presencia a la empresa causante del vertido, “Consorcio Oleícola de Extremadura, S.L.”, pudiendo comprobar el vertido que fue calificado por los propios técnicos como intencionado, dado que la empresa había construido una tubería semi-oculta, con la intención de eliminar determinados vertidos a través de ella. Los técnicos tomaron muestras y recorrieron las instalaciones de la citada empresa, comprobando que también los depósitos que almacenan elementos susceptibles de contaminar el medio ambiente tenían fugas muy importantes que acababan saliendo de las instalaciones de la empresa y vertiéndose a las fincas colindantes.

Hemos de tener en cuenta que los citados vertidos acababan en cauce público, por lo que también se dio cuenta a la Confederación Hidrográfica del Guadiana, puesto que aparentemente los vertidos eran susceptibles de afectar al medio acuático.

De todo ello se hizo un reportaje fotográfico y videográfico, que consta unido al expediente de infracción abierto por el Servicio de Protección Ambiental, y al que Ecologistas en Acción ha tenido acceso y del que ha obtenido una copia.

Una vez analizadas las muestras de los vertidos, se ha podido comprobar que existen unos altos niveles de fenoles y un índice desmesuradamente alto de DQO (demanda química de oxígeno), lo que es síntoma evidente de que se trata de alpechín.

Desde Ecologistas en Acción se denuncia que la afectación al medio ambiente es muy importante, a lo que hay que añadir que se trata de una actuación reincidente e intencionada por parte de la citada empresa, y que la empresa está funcionando sin Acta de Puesta en Marcha, con conocimiento y consentimiento de la Junta de Extremadura, lo cual podría llevar aparejado un delito de prevaricación además del delito contra el medio natural.




Visitantes conectados: 569