La Audiencia Provincial de Cáceres confirma la condena a Plasoliva por delito medioambiental

La Audiencia Provincial de Cáceres ha ratificado íntegramente la condena que el Juzgado de lo Penal n°1 de Plasencia impuso a PLASOLIVA y a su administrador único, por un delito contra el medio ambiente.

La sentencia establece que quedan probados tanto los vertidos como su afección grave al medio natural. Considera acreditados los efectos nocivos sobre las reses del ganadero, que vió cómo morían más de una docena de cabras que bebieron de la charca donde fueron a parar los vertidos.

La declaración testifical del dueño del ganado, la del veterinario y la del experto en ecotoxicología así lo prueban. Concretamente éste último, partiendo de los datos químicos que arrojaron los análisis de la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT) del mes de octubre de 2011, explica cómo el exceso de sales que se produce en las aguas por el depósito de los vertidos tiene una incidencia importante en la salud, siendo la ingesta de esta agua susceptible de causar los síntomas que previamente habían sido apreciados en las cabras.

El informe de este experto demuestra el grave riesgo producido para el equilibrio del sistema natural, siendo de tal gravedad que resulta aplicable el art 325 del Código Penal, que castiga los delitos contra los recursos naturales y el medioambiente.

Por otro lado considera probado que los vertidos se siguen produciendo por parte de Plasoliva, tal y como manifestaron los agentes del SEPRONA, que incluso dijeron que algunos eran muy recientes.

Ecologistas en Acción, que fue quien ha sostenido la acusación particular en este asunto, en el que, curiosamente, no se ha personado la Confederación Hidrográfica de Tajo, hace un llamamiento para que las autoridades, tanto el organismo de la cuenca como la Dirección General de Medio Ambiente, tomen cartas en el asunto de una vez por todas con respecto a esta empresa contaminante.