Denuncian ante la Junta y la CHD las mal llamadas quemas en el Campo de Tiro del Teleno

Denuncia Junta de Castilla y León

Ecologistas en Acción ha presentado dos denuncias ante la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) y el Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, por las "quemas" provocadas el 8 y 19 de mayo por la Unidad de Emergencias (UME) y que arrasaron unas 120 hectáreas de roble y monte bajo. La organización ecologista considera que fueron incendios ya que las llamas superaron los cinco metros de altura.

Denuncia Confederación Hidrográfica del Duero

Las denuncias van dirigidas contra la Comandancia del Campo de Tiro de El Teleno por, entre otras razones, no haber tenido en cuenta a "las personas que habitan este territorio y en especial los jóvenes resineros", entre los que las llamas provocaron "miedo, estupor e indignación, dada la posibilidad real de la quema de sus recursos naturales y de su modo de vida".

En las denuncias, Ecologistas en Acción afirma que no se ha tenido en cuenta que el paraje quemado se encuentra dentro de la zona de recogida de aguas del embalse del río Valtabuyo, "por lo que las tormentas o lluvias importantes van a llevar las cenizas y las escorrentías del suelo al pantano afectando a la calidad de las aguas", además de provocar la posible colmatación del embalse por la acumulación de materiales, "siendo en la actualidad esta infraestructura esencial en el control de incendios forestales en las comarcas".

Ecologistas en Acción argumenta que en la declaración de impacto ambiental del embalse del río Valtabuyo de 29 de agosto de 1997 se subraya la necesidad de protección de toda la vegetación alrededor de la presa en especial aguas arriba, "declaración que no ha tenido en cuenta la Comandancia del Campo de Tiro para realizar" unas quemas "a todas luces incoherentes y negativas para el medio natural de la zona".

La asociación da un tirón de orejas a la Junta de Castilla y León por "el escaso control que hace de estas actividades teniendo en cuenta lo que nos jugamos en el territorio", por lo que solicita a la administración autonómica que no permita quemas controladas en el Campo de Tiro más allá del 31 de Marzo.

Ante lo que el colectivo califica como hechos "injustificables", solicita que el Ministerio de Defensa ponga los medios necesarios para la protección del suelo quemado, manteniendo y mejorando la cubierta vegetal existente con el asesoramiento y control de la Junta de Castilla y León, "para que estos hechos no vuelvan a ocurrir".

La denuncia concluye indicando que "cada día es más difícil de justificar este campo de tiro dado su largo negativo historial ambiental, social y cultural y la evolución tecnológica actual".




Visitantes conectados: 1895