Alegaciones frente al decreto contra la sequía

Ecologistas en Acción ha presentado alegaciones al Decreto de la Sequía, actualmente en exposición pública.

Dichas alegaciones, referidas a un articulado que concierne más a otras comarcas malagueñas, están en la línea de las elaboradas por la federación provincial de Ecologistas en Acción. Sin embargo, en estas alegaciones destaca varios aspectos de especial importancia para la comarca de la Axarquía, como es la oposición a una “política de bomberos”, que sólo pretende apagar fuegos en momentos críticos, cuando la situación es tan precaria que no es posible aplicar principios de sostenibilidad en la gestión de los recursos. En este sentido se critica la falta de una política continuada que apueste por la Nueva Cultura del Agua que teóricamente defiende el propio Ministerio de Medio Ambiente y que está en sintonía con la Directiva Marco del Agua. Por ello, Ecologistas en Acción considera que este Decreto debería propiciar:

1.- Una moratoria a los campos de golf en toda la provincia de Málaga, por constituir infraestructuras altamente consumidoras de agua y con escaso beneficio social.

2.- La obligatoriedad de usar, sin excepción, aguas residuales depuradas para los campos de golf existentes y los jardines públicos, e impedir que se utilice aguas subterráneas de pozos propios, pues son recursos públicos que deben priorizarse para la población.

3.- Una ejemplaridad pública en el tratamiento de los jardines, cambiando todos las zonas de céspedes por plantas xerofíticas. Y una buena información al público sobre el mismo asunto, para sus casas.

4.- La prohibición de la construcción de piscinas en nuevas viviendas y la asignación de un canon disuario para aquellas que ya las tengan.

5.- Impedir la edificación y/o urbanización en perímetros de protección de acuíferos y la obligación de depurar las aguas residuales en las que actualmente están ya construidas.

6.- No dar concesiones de agua a las viviendas diseminadas y nuevas urbanizaciones construidas en suelo rústico, como medida disuaria para el urbanismo diseminado.

7.- Considerar obras de interés general la terminación de las depuradoras de aguas residuales, su tratamiento terciario y las infraestructuras (sistemas de conducción) que permitan su reutilización.

8.- Reforestación urgente de las 100.000 ha que necesita la provincia para hacer frente al cambio climático que se nos avecina. Los bosques ayudan a retener el agua y evitan la erosión, convirtiéndose en auténticos pantanos biológicos.

9.- El Decreto debería avanzar en la constitución de Bancos de Agua, en preparación de la sequía siguiente.

10.- Aprovechar la sequía para mejorar las redes de abastecimiento urbano y la individualización de contadores en edificios de viviendas colectivos.

11.- Hacer las tarifas mucho más progresivas, como un impuesto ecológico para el consumo, dirigido a la población en general.

12.- Se debe orientar la política hidráulica hacia una gestión de la demanda y no a la atención o estimulación de la misma (como se hiciera en Murcia), lo que significa no crear más infraestructuras (ej. tubos de trasvases) ni instalaciones (ej. nuevas depuradoras), sino gestionar el agua que disponen las comarcas y planificar el desarrollo de acuerdo con la misma, evitando la tendencia actual de los ayuntamientos en sus PGOUs de cuadriplicar el número de viviendas sin tener en cuenta las limitaciones de los recursos.

Ecologistas en Acción participó en la Mesa del Agua creada por la Manconumidad de Municipios de la Costa del Sol-Axarquía y expuso estos principios en dicha Mesa, a los que la Comisaría de Aguas de la Cuenca Mediterránea Andaluza, allí presente, contestó literalmente que: “no se debe limitar el crecimiento, y que lo que se tiene que hacer es crear nuevas infraestructuras cada vez que se necesite”, en claro apoyo a la petición de la desaladora para la Axarquía y la nueva tubería para el trasvase de agua a la Costa del Sol desde la Viñuela. Con esta visión, dicho funcionario, que teóricamente tiene que seguir y defender la política hidráulica que defiende el Gobierno, apuesta decididamente, de forma gratuita y desleal, por una política desarrollista de atención a la demanda de agua, más propia de las anteriores visiones de la política hidráulica defendida por el PP. Este aspecto se ha puesto en conocimiento ante la Consejería de Medio Ambiente y el Ministerio de Medio Ambiente.

En este sentido, Ecologistas en Acción denuncia a la Mancomunidad por declarar que la Mesa del Agua apoya la desaladora cuando este punto no fue ni debatido ni votado, por lo que es impugnable cualquier petición que se haga en esta dirección en nombre de la Mesa del Agua.




Visitantes conectados: 608