Mal ejemplo de El Corte Inglés

El alumbrado de la fachada del Corte Ingles en Ronda de Tejares es un mal ejemplo para los ciudadanos cordobeses. Desde la radio, desde la prensa el Ministerio de Medio Ambiente emite cuñas publicitarias pidiéndonos a los ciudadanos que ahorremos agua y energía eléctrica. El Ayuntamiento de Córdoba ha procurado utilizar bombillas de bajo consumo.

Sin embargo, nos encontramos que esta empresa pone un alumbrado ostentoso energética y lumínicamente. Cuando las emisiones de gases de efecto invernadero no paran de aumentar en España, la empresa española número uno debería dar ejemplo en ahorro energético, pues aunque pueda pagarlo, el medio ambiente no puede aguantarlo.

En estos tiempos que el Corte Inglés está asumiendo lo que se llama responsabilidad social corporativa debería lanzar un mensaje de ahorro energético y no el que emite de despilfarro. Las empresas deben asumir responsabilidades que contribuyan a la mejora del comportamiento energético de los ciudadanos y al respeto al medio ambiente.