SOS Valle del Tiétar

Cuando ya parecía superada la antigua amenaza de la nueva carretera C-501 entre Ramacastañas y Candeleda, la Junta de Castilla y León retoma el viejo proyecto y aprueba de nuevo un Estudio Informativo en el que se elige de entre las alternativas planteadas realizar un nuevo trazado que atraviesa una zona ambientalmente muy valiosa del Valle del Tiétar, al pie del Macizo Central de la Sierra de Gredos.

En lugar de acondicionar la actual carretera, desde luego la alternativa más viable y de menor impacto ambiental, el Estudio contempla como objetivo principal reducir las distancias de tiempo y no mejorar la accesibilidad entre los pueblos que proporciona la carretera ya existente. Y además elude adecuar las travesías de la misma a su paso por los núcleos de población.

Mediante introducción por acuerdo del Consejo de Gobierno en el Plan Regional de Carreteras del nuevo tramo dentro de la Red Básica, la Junta ha conseguido que el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, le exima de cumplir la sentencia que dictó y luego confirmó el Tribunal Supremo. Un pleito que duró más de diez años y que le obligaba a acondicionar la actual carretera entre Arenas de San Pedro y Poyales del Hoyo y además impedía realizar el nuevo trazado que ahora se retoma.

La nueva carretera entre Ramacastañas y Candeleda, de trazado muy parecido al anteriormente paralizado por vía judicial, discurre por un área de altísimo valor ecológico (declarado como LIC y ZEPA por la propia Junta) por ser hábitat de especies en peligro de extinción como el Lince Ibérico, el Águila Imperial Ibérica, la Cigüeña Negra y el Buitre Negro, además de otras muchas especies protegidas.

Mapa afección a ZEPA
En la imagen puede verse como la traza de esta nueva carretera discurre sobre las áreas críticas de importancia y sensibles, señaladas por los Planes de Recuperación de dichas especies.

Por otra parte, y según los estudios de Tráfico de que disponemos el nuevo trazado resulta del todo innecesario pues “...de existir la nueva carretera, el 75% de los usuarios transitarían por la actual, dado que la accesibilidad que proporciona el nuevo trazado será muy limitada y netamente inferior al que se daría con el acondicionamiento del tramo existente entre Poyales y Arenas de San Pedro...” Además, “...por ser el tráfico de esta carretera fundamentalmente local, con la función de acercar los pueblos entre sí... El nuevo trazado únicamente facilitaría los largos recorridos...”

Así, y como ya hicimos hace quince años, Gredos Verde-Ecologistas en Acción, ha interpuesto un Recurso Contencioso Administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Valladolid contra de la aprobación del nuevo Estudio Informativo por parte de la Consejería de Fomento de la Junta de Castilla y León, en el que se ha elegido para mejorar la Carretera Comarcal C-501, construir un nuevo tramo de 22 Km. entre Ramacastañas y Candeleda, en lugar de acondicionar el tramo ya existente de 12km., entre Arenas de San Pedro y Poyales del Hoyo, lo que resultaría mucho menos costoso económicamente y ambientalmente.

Para evitar de nuevo este atentado ecológico, es fundamental demostrar que existe otra alternativa mejor para los habitantes de la Comarca y para la fauna y flora del Valle y un importante rechazo social al proyecto aprobado.

Para ello tenemos que hacerles ver desde los distintos ámbitos: Científico, conservacionista, social, etc, la ventaja que supone el acondicionamiento de la actual carretera frente a la destrucción de los bien conservados parajes con la construcción de una nueva vía.

Por ello os pedimos que os unáis a nosotros en esta ciberacción, remitiendo un mensaje al Presidente de la Junta de Castilla y León y al Consejero de Fomento, oponiéndoos de nuevo al Proyecto.