Peligra el entorno natural de los Sotos de la Albolafia

Ecologistas en Acción ha instado a la Delegación de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en Córdoba a que asuma sus competencias y confecciones un Plan de Uso y Gestión que deje claros cuales son los posibles usos que pueden darse al Monumento Natural “Los Sotos de la Albolafia” y sus zonas colindantes, como le obliga la legislación vigente (Decreto 255/1999 de 9 de noviembre, de Regulación y Desarrollo de la figura de Monumento Natural de Andalucía). Más aún cuando desde el Ayuntamiento de Córdoba se está planteando y estudiando usos que a todas luces, serían incompatibles con la conservación efectiva y coherente de este singular enclave natural protegido; alguno de estos usos, como el desarrollo de un negocio de motos de agua, son iniciativas que desde nuestro punto de vista carecen de cualquier sensibilidad ambiental.

Actualmente, sólo el Decreto 226/2001, de 2 de octubre, regula los usos de “Los Sotos de la Albolafia” pero lo hace de forma bastante genérica y laxa, dejando abierto el establecimiento de usos, que con la configuración actual tanto de este monumento natural como de sus zonas colindantes, sería contrario a la conservación y protección efectiva de estos espacios.

Por otro lado, también hemos trasladado nuestra preocupación a todas la Administraciones Públicas competentes, para que, durante y después de la realización de las obras emprendidas en el entorno del Puente Romano se proteja y conserven intactos dos importantes ecosistemas colindantes al Monumento Natural como son la Alameda situada entre el Puente Romano y el de Miraflores, y las isletas del Molino de Martos, unidas a los ecosistemas ribereños afianzados en los dos márgenes del río; estas zonas albergan por si solas una gran diversidad biológica, especialmente, en avifauna acuática.

Debido a la importancia ecológica de estas zonas, también hemos solicitado a la Delegación de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en Córdoba, por tercer año consecutivo, que incluya los enclaves antes descritos como espacios naturales protegidos colindantes a “Los Sotos de la Albolafia”, para así salvaguardar todos los valores, naturales, biológicos y paisajísticos de este monumento natural; esto también es una obligación de esta Administración Pública ya que se especifica en el decreto anteriormente señalado, que se debe delimitar una zona de protección exterior al Monumento Natural para así evitar cualquier impacto negativo sobre esta figura de protección.

Por último, queremos señalar que La Delegación de la Consejería de Obras Públicas y Transportes, responsable de las obras llevadas a cabo en el entorno del Puente Romano, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, como titular del cauce fluvial del río y sus márgenes, y el Ayuntamiento de Córdoba, como beneficiario de esta mejora urbanística, han sido avisados de esta situación y esperamos que estén a la altura de la circunstancia y conserven intactos estos espacios naturales.




Visitantes conectados: 605