Pista en Navasfrías, zona lincera

El pasado 19 de diciembre de 2006 Ecologistas en Acción de Salamanca presentó una denuncia ante el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil por la apertura de una pista en el término municipal de Navasfrías en una zona donde se han encontrado serias evidencias de la posible presencia de Lince ibérico (Linx pardina). La pista en cuestión que carecía de cualquier tipo de licencia y estudio sin embargo estaba promovida por el Servicio Territorial de Medio Ambiente.

Ecologistas en Acción recuerda que las zonas limítrofes con Cáceres de este área de la provincia de Salamanca, en la vertiente extremeña, se encuentran catalogados como Áreas Críticas y Zonas Importantes para el lince ibérico según el Plan de Recuperación del Lince Ibérico en Extremadura, por lo que viene reclamando insistentemente de la Junta de Castilla

y León la declaración de esta zona como Área Crítica para el Lince ibérico en Castilla y León en lugar de promover actividades desde todo punto incompatibles con la conservación de la especie de mamífero más amenazada del mundo, y que por supuesto no entiende de límites administrativos.

La organización ecologista consideró en el momento de la presentación de la denuncia una irresponsabilidad manifiesta las obras de creación de esta nueva pista y denunció que el consiguiente movimiento de tierras y piedras se realizaron para crear una charca artificial igualmente sin licencias y Licencias y que en días posteriores debido a las inclemencias climatológicas y a las fuertes lluvias, terminó por reventar, con un gravísimo impacto ambiental.

Ahora, transcurrido un mes, el Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León en Salamanca lejos de asumir su responsabilidad sobre la pista y sus consecuencias, la califica como “acceso para permitir la entrada del vehículo que suministra el gasoil a la maquinaria” y justifica su ilegalidad por un futuro uso ganadero de la misma.

Ecologistas en Acción insiste en la presencia de lince ibérico en la zona limítrofe entre Salamanca y Cáceres y considera esta respuesta como un acto reflejo de una administración a la que le superan los acontecimientos y frente a los cuales carece de recursos y de compromiso para hacerles frente. En la sierra de Gata existen todavía ejemplares de lince ibérico por lo que la organización ecologista exige a la Junta de Castilla y León la elaboración de un plan de recuperación para la especie, tal y como ha hecho Extremadura, un plan que sirva para evitar disparates como el que estamos denunciando.