¿Día del padre o día del consumo?

Todas las versiones de este artículo: [Català] [English] [Castellano]

Con motivo del Día del Padre, el próximo 19 de marzo:
¿DÍA DEL PADRE o DÍA DEL CONSUMO?

El origen de la celebración del Día del Padre se le atribuye a Sonora Smart Dodd, una mujer estadounidense que, en 1909 decidió crear este día para honrar la memoria de su padre, un veterano de la guerra estadounidense que se quedó viudo y tuvo que hacer el trabajo que hacía su esposa hasta el momento de su muerte: cuidar a sus seis hijos.
En España y en muchos otros países, el Día del Padre se celebra, siguiendo la tradición católica, el 19 de marzo con motivo de la festividad de San José, el padre de Jesús. Otras tradiciones utilizan días diferentes para esta celebración, en la mayoría de países del continente americano esta fiesta se celebra el tercer domingo de junio.

Sin embargo, poco queda ya de la idea de establecer un Día del Padre para honrar a los padres o antepasados masculinos. El verdadero origen de esta celebración, en la mayor parte de los países, parece tener bastante más que ver con los fines comerciales que con estas otras ideas más sentimentales.

Así que el Día del Padre, lo que celebra en realidad es un culto al mercado y al consumismo. Desde hace semanas las campañas publicitarias en forma de anuncios para todos los gustos muestran cómo decir a los progenitores lo mucho que se les quiere: comprando un regalo. Y desde luego que la oferta es muy variada, ropa deportiva, colonias, equipos informáticos, cámaras de fotos, móviles, gafas…

Este bombardeo publicitario, que tiene como público objetivo en muchos casos a niños y niñas, enseña que los sentimientos no se muestran con palabras o caricias, sino que se miden por el precio de los regalos.
Ecologistas en Acción quiere poner de manifiesto que la mejor manera de celebrar este día es que los padres enseñen a sus hijos e hijas que para sentirse queridos no necesitan ningún regalo.

Celebraciones como el Día del Padre tienen como principal objetivo incrementar las ventas y, por lo tanto, mantener y acelerar un modelo de consumo social y ambientalmente insostenible. Ecologistas en Acción señala que para que el mantenimiento de la vida en el planeta siga siendo posible es necesaria la reducción en el consumo, algo muy alejado de los propósitos del Día del Padre. Sólo así será posible la construcción de un modelo de consumo sostenible.