Queja en la Delegación del Gobierno y en el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaira

La Sociedad Ecologistas Alwadi-ira - Ecologistas en Acción y la Federación Provincial de Ecologistas en Acción de Sevilla presentarán una queja ante la Delegación del Gobierno en Andalucía en relación con la ausencia total de la autoridad alguna, que regularan el tráfico en la pasada manifestación de 1 de diciembre, donde se reivindicaba la declaración de Gandul y Los Alcores como Parque Cultural provocando problemas para los ciudadanos más allá de los habituales con la consecuente protesta, situación que pudo derivar en un percance de importancia si alguno de los vehículos afectados hubiese sido de urgencias.

La solicitud de manifestación fue presentada con fecha de 8 de Noviembre de 2007, conjuntamente por la Sociedad Ecologista Alwadi-ira - Ecologistas en Acción y la Federación sevillana de Ecologistas en Acción para una manifestación en Alcalá de Guadaíra que se realizaría el sábado 1 de diciembre a las 12:00 horas.

Se nos autoriza por esa Delegación del Gobierno la citada marcha y se realiza la misma a la fecha y hora previstas y siguiendo el itinerario comunicado y autorizado.

Pero a pesar de haber seguido los trámites oportunos y de tratarse de una manifestación en la que se preveía, como así ocurrió, una afluencia masiva, en ningún momento hizo acto de presencia autoridad alguna, ni policía municipal ni ninguna otra, que ordenara el desvío del tráfico facilitando que el transcurso de la marcha no supusiera problemas para los ciudadanos más allá de los habituales en este tipo de actos. Así, hubo conductores que al no ver ningún tipo de indicaciones se encontraron en medio de la manifestación, sin que se les pudiera dar fácil salida, con la consecuente protesta, situación que pudo derivar en un percance de importancia si alguno de los vehículos afectados hubiese sido de urgencias.

Hemos solicitado a la Delegación del Gobierno, se investiguen esta actuación irregular y se exijan responsabilidades a quién corresponda tanto de esa Delegación del Gobierno como del Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra, y que nos mantenga informados de cualquier actuación derivada de la queja presentada, que la formulamos con el ánimo de que este tipo de situaciones desagradables y evitables no se vuelvan a dar, garantizando plenamente el derecho de manifestación que la Constitución nos garantiza.

En parecidos términos, se presentará escrito en el registro del Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra.