La exposición “Reciclar és Participar” trata de plasmar la grave situación de la gestión de los residuos urbanos en el territorio valenciano, donde la mayoría de los materiales acaban en el vertedero.

A través de ella se conocen las consecuencias de los modelos de gestión de residuos elegidos por las administraciones y las soluciones que proponemos para mejorar la recogida selectiva de los residuos y la gestión de la materia orgánica. Asuntos claves para encaminar nuestro territorio hacia una “sociedad residuo cero”.

La exposición se divide en los siguientes paneles:

Gestión de los residuos municipales

De los más de 2,4 millones de toneladas de residuos que generamos en la Comunidad Valenciana cada año, la inmensa mayoría (70 %) acaba en los vertederos.

Esto es consecuencia del modelo de recogida en contenedores, donde el “gris”- residuos mezclados- recoje la mayor parte de nuestra basura. Estos residuos son prácticamente imposibles de tratar debido a la presencia de materia orgánica que los contamina. Enterramos tantos residuos en vertederos que nos estamos quedando sin capacidad de vertido en la Comunidad.

Este modelo nos sitúa lejos de los objetivos de la Unión Europea en recuperación de materiales y tasas de vertido. De hecho para acercarnos a estos objetivos deberíamos darle la vuelta a nuestro modelo actual.

El gran problema: los vertederos

Esta ineficiencia del sistema de residuos en el que nos encontramos supone además graves problemas tanto para la sociedad como por supuesto para el medio ambiente.

Reducir la cantidad de los materiales que acaban en vertederos pasa necesariamente por la separación de la fracción orgánica para facilitar el tratamiento de los materiales de manera correcta.

Es por ello que la legislación europea obliga a todos los municipios a instaurar sistemas de recogida separada y eficiente de la materia orgánica, cosa que claramente no se está llevando a cabo en la práctica.

La solución: separación y compostaje de la materia orgánica

Separar la materia orgánica en los lugares donde se produce (hogares, negocios, centros sociales) y recogerla a parte de las otras fracciones,  permite aumentar las tasas de recuperación de materiales y disminuir mucho los costes de tratamiento.

Planteamos la alternativa al sistema de recogida actual con el sistema puerta a puerta, en el se retiran los contenedores de las calles y que las fracciones se recogen separadas en el punto de generación. Incluimos el sistema SDDR, que devuelve el importe del envase cuando se deposita en la máquina, permitiendo que pueda volver a convertirse en un nuevo producto.

Puedes ver también el primer caso de éxito en nuestra comunidad, Orba ha cuadruplicado su tasa de reciclaje en solo 3 meses gracias a la instauración del sistema de recogida puerta a puerta.

Únete a separar. ¿qué puedes hacer tú?

Conseguir estos objetivos es responsabilidad de todos, de la colaboración entre las administraciones competentes y por supuesto de la concienciación y participación activa de los ciudadanos.

Como ciudadano tienes el derecho de exigir a tu municipio la implantación de un sistema eficiente para la separación de la fracción orgánica, porque tienen la obligación de hacerlo.

Y por supuesto, visibilidad esta situación, a través de las redes sociales y también de convertir esta cuestión en un tema de conversación habitual. Recuerda que hablar de algo es visibilizarlo.

Únete a separar y también a conseguir que cada vez más personas sean partícipes del cambio hacia una Comunidad Valenciana residuo cero.

La exposición realizada dentro del proyecto “Reciclar és Participar”, con la colaboración  Consellería de Transparencia, en septiembre de 2018.