• En el Día Mundial del Agua hay que señalar la ausencia de una adecuada gestión de los residuos del lindano y otras sustancias peligrosas por los sucesivos gobiernos españoles. 
  • El resultado ha sido la contaminación de suelos y agua en nueve demarcaciones hidrográficas, el incumplimiento de la normativa europea y de las recomendaciones y compromisos con las Naciones Unidas.

La ausencia de atención y de una adecuada gestión de las sustancias prioritarias y peligrosas ha sido una de las causas por las que la Comisión Europea ha emitido un informe negativo de la gestión del agua en España. En el reciente informe de los planes hidrológicos elaborados por España para el período 2016-2021, la Comisión Europea marca 25 carencias en el cumplimiento de la Directiva Marco del Agua. Entre ellas, que hay pocos muestreos sobre los contaminantes químicos peligrosos (como el lindano) y, si se hace, la frecuencia es insuficiente.

El HCH-Lindano es una sustancia prioritaria y peligrosa que ha sido vertida de forma incontrolada en el pasado y la ausencia de políticas para su eliminación ha hecho que siga contaminando suelos y agua de 9 demarcaciones hidrográficas: Ebro, Cantábrico-Oriental, Duero, Júcar, Segura, Miño-Sil, Guadiana, Guadalquivir y Tajo. Existe, por tanto, una responsabilidad en los sucesivos gobiernos españoles por la gestión opaca y negligente de los residuos de lindano.

Se contraviene también las recomendaciones de las Naciones Unidas que, en este Día Mundial del Agua, se hace un llamado para seguir construyendo políticas que aumenten la seguridad y el uso sostenible del agua. Bajo el lema “No dejar a nadie atrás”, señalan la necesidad de garantizar la disponibilidad y el saneamiento de agua con buena calidad para toda la población, cuestión que el Gobierno español no está cumpliendo si no se toman medidas efectivas para eliminar estos contaminantes del agua de los ríos y acuíferos, pues desatiende la protección de su salud y la de las generaciones venideras.

Ecologistas en Acción quiere exigir en este Día Mundial del Agua la puesta en marcha de las medidas necesarias para frenar la contaminación de los ríos por sustancias como el lindano a través de las siguientes propuestas:

1. Modificar la Directiva sobre calidad de aguas de consumo humano que tiene umbrales más laxos para el lindano que la directiva sobre sustancias prioritarias en la política de aguas. No es razonable aplicar a las aguas de consumo humano unos límites de presencia de determinados contaminantes más permisivos a los que se aplican para considerar la calidad ambiental de las aguas superficiales.

2. Modificar en este sentido también la legislación española e incluir en los criterios de calidad de aguas de consumo humano las exigencias, más estrictas, de la normativa sobre el seguimiento y evaluación del estado de las aguas superficiales y las normas de calidad ambiental.

3. Incorporar en la revisión de los planes hidrológicos que se inicia este año las medidas correctoras específicas para la eliminación de las sustancias prioritarias, en las aguas superficiales y subterráneas, de acuerdo con la legislación ambiental en vigor.

4. Declarar como no aptos para la captación de agua destinada al consumo humano, los puntos donde se localicen aguas superficiales y subterráneas que se encuentren afectadas por sustancias prioritarias.

5. Se cree una Mesa de Acción institucional y social para la coordinación de las diferentes instituciones (local, provincial, autonómico, estatal y europeo) orientada a hacer más efectiva la descontaminación de sustancias peligrosas, así como a poner en marcha un plan de acción integral para desarrollar tareas de investigación y remediación.