Ecologistas en Acción y Grama se han dirigido al Director del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama pidiendo la suspensión del festival de música electrónica en Valdesquí, por incumplir la normativa de usos del espacio Natural de la Sierra de Peñalara.

En la estación de Valdesquí, en plena Sierra de Guadarrama está programado, para el sábado 3 de febrero, el “Desperados Rider´s Sound”, un festival de música electrónica. Este festival se desarrollará durante todo el día. Contará con tres escenarios al aire libre y las actuaciones de varios DJ. La estación de Valdesquí se sitúa en los mismos límites del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama.

Este tipo de actividades resultan incompatibles con normativa de este espacio. Concretamente prohíbe, en el ámbito de la estación de Valdesquí, “las actuaciones que supongan un incremento de la presión recreativa en la zona”. Asimismo considera incompatible la instalación “de nuevas infraestructuras que no estén estrictamente vinculadas a la práctica deportiva del esquí alpino, así como los cambios de uso”. Los organizadores del evento publicitan la instalación de tres escenarios distintos y animan a la asistencia al evento, tanto de esquiadores como de público en general.

Además, la normativa prohíbe el uso de “aparatos de sonido, silbatos, radios u otros instrumentos”, algo difícil de cumplir para un festival de música electrónica.

El festival “Desperados Rider´s Sound” es una actividad incompatible con la conservación de los valores naturales de la Sierra de Guadarrama y ajena a las actividades que deben desarrollarse en un espacio natural. Lo único que dejará en la Sierra será más masificación y molestias evidentes al entorno.

El festival está organizado por la cadena de radio Loca FM.

Es labor de la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid velar por el cumplimiento de la normativa ambiental y de cuidar por la conservación del Parque Nacional y su entorno.