Nuevo juicio del caso del Androcymbium europaeum

Tras ocho años de tramitación, por fin el próximo día 7 de julio a las 9 y 15 minutos de la mañana comenzarán en el Juzgado de lo Penal, nº 1 de Almería, las sesiones del Juicio Oral por la presunta destrucción de la especie protegida Androcymbium europaeum que únicamente existe en la provincia de Almería.

El día 7 de julio declararán los acusados: Juan José Luque, ex Delegado Provincial de Medio Ambiente; José Guirado, Secretario General de Patrimonio Natural y Desarrollo Sostenible de la Consejería de Medio Ambiente; Rosa Mendoza, Directora del Parque Natural de Cabo de Gata, Ramón Huesa anterior Director del Parque y Marcos Eguizábal, empresario, propietario de las Bodegas Paternina. Se les acusa de los presuntos delitos de prevaricación y contra el medio ambiente. El día 9 de julio a las 9 y 15 minutos de la mañana comenzará la declaración de los testigos.

El próximo 7 de julio será la segunda vez que se celebre el juicio, la anterior ocasión fue el 29 de septiembre de 2.006 cuando el titular del Juzgado de lo penal número 1 y Juez Decano de Almería, Sr. Columna, invitó a los abogados de las asociaciones ecologistas a abandonar los estrados por supuestamente haber presentado un documento fuera de plazo. El juicio se celebró sin acusación. Recurrida la sentencia ante la Audiencia Provincial ésta dio la razón a los ecologistas y se tuvo que volver a celebrar el juicio en presencia de los abogados ecologistas, pues el documento había sido presentado correctamente.

El segundo juicio se celebró el 17 de octubre de 2.007, pero se suspendió debido a la enfermedad de uno de los acusados.

El tercer intento de juicio estaba previsto para el 8 de enero de 2.008, pero fue suspendido porque el abogado de José Guirado presentó un escrito pidiendo el archivo de la causa porque el fiscal no acusaba y según la conocida “doctrina Botín” cuando no hay acusación del fiscal ni de un directo perjudicado, la acusación popular no es suficiente para celebrar juicio.

Los letrados ecologistas recurrieron esta decisión alegando que el Tribunal Supremo había dictado ya una sentencia diciendo que la “doctrina Botín” sólo se puede aplicar en los casos en los que existan directos perjudicados y estos no se personen en el procedimiento. En el caso Androcymbium el único directo perjudicado ha sido la planta. El Tribunal Supremo aclara en la sentencia del pasado 21 de febrero que la “doctrina Botín” no es de aplicación en los delitos contra el medio ambiente donde no existen perjudicados directos.

Como consecuencia de este recurso, el juez Sr. Columna ha convocado nuevo juicio para los próximos días 7 y 9, pero no se ha manifestado sobre la “doctrina botín”, lo hará en la sentencia.




Visitantes conectados: 320