El órgano de participación del Espacio Natural de Doñana debe reunirse

Ecologistas en Acción exige que se reúna el órgano de participación del Espacio Natural de Doñana para tratar asuntos tan importantes para la conservación del Parque como la nueva variante del Rocío o la turbidez del Guadalquivir.

Ecologistas en Acción denuncia la parálisis de la participación pública desde que la Junta de Andalucía se ha hecho con la gestión de Doñana.

El Órgano de Participación que ha sustituido al Patronato del Parque Nacional y a la Junta Rectora del Parque Natural de Doñana no cumple con su función de control social de los proyectos que afectan a Doñana porque ni siquiera se reúne. Así, proyectos altamente impactantes como la Variante del Rocío o la ubicación de nuevas explotaciones agrarias en el entorno del espacio protegido se consolidan sin pasar por el filtro de la participación social.

Ecologistas en Acción va a denunciar esta situación ilegal por la vía judicial por incumplimiento manifiesto de la Ley de Doñana que no ha sido derogada y que exige que cualquier obra o proyecto que afecte a la cantidad o calidad de las aguas que nutren el Parque Nacional cuente con un informe preceptivo del Órgano de Participación. Ni la variante del Rocío, ni la puesta en cultivo de nuevas hectáreas ni los aportes de agua para regadíos han sido tratados en este órgano por lo que su puesta en marcha resulta ilegal.

Parece que tampoco hay interés en tratar asuntos como la turbidez que viene padeciendo el río Guadalquivir desde Noviembre del pasado año o las muertes de linces, en circunstancias poco claras, que deben ser explicadas a la ciudadanía.

Para Ecologistas en Acción el proyecto adoptado como variante del Rocío es el que más impactos produce de las alternativas posibles y supone la primera piedra del desdoble definitivo de la carretera de Almonte a Matalascañas ya que se trata de una variante de cuatro carriles. El impacto es innegable al haberse optado por el trazado más largo y que precisa la construcción de un nuevo puente por la Rocina, una de las zonas más sensibles de Doñana. Esta opción nos aleja de la apuesta por una accesibilidad basada en el transporte público y convierte una vez más el discurso de la Junta sobre movilidad sostenible en pura retórica.

Ecologistas en Acción va a denunciar el uso de fondos europeos para esta obra mediante una Queja a la Unión Europea.




Visitantes conectados: 357