Pésima gestión del parque periurbano de la Corchuela

En diciembre del 2007 se reunió por última vez, tras 5 años sin ser
convocada, la comisión consultiva del parque y lo hace a petición de la
organización ecologista ANEA-Ecologistas en Acción de Los Palacios, que
detectó una total ausencia de gestión pública en el espacio natural.
Dicho órgano participativo debería reunirse cada 6 meses, como así quedó reflejado en el acta de junio del 2000 de la misma. En la reunión del 2007 fue la actual delegada provincial de medio ambiente, quien instó al
secretario de la comisión a que esta situación irregular no se produjese
más, pero han pasado 13 meses desde entonces y no se ha vuelto a
convocar a la comisión consultiva, cuando hay motivos para hacerlo.
ANEA-Ecologistas en Acción de Los Palacios lleva solicitando una reunión
de la Comisión desde hace 2 meses.

En el parque se ha llevado a cabo la cesión de una parte del mismo a una
empresa privada para que monte una actividad lucrativa, privada y que
limita las actividades de uso público sin conocimiento de la comisión
consultiva cuando los estatutos de la misma recoge la necesidad de
informar a la misma.

Por otra parte, no hay gestión ambiental. Entre el 80-90 % del
presupuesto del parque se lo lleva la empresa encargada de la recogida
de las basura y tan sólo un 20-10 % se destina a la gestión forestal y
de uso público. En este sentido, hay firmantes del consorcio y del
convenio de creación del Parque que no están cumpliendo regularmente con
sus atribuciones presupuestarias, en algunos casos deben hasta 3 y 4 años.
Además, hay una dejadez en el mantenimiento forestal del parque por
ausencia de trabajos silvícolas: árboles muertos y secos que no se
retiran, no se desbroza la maleza, no se aclara el pinar, con el
consecuente peligro de incendio, las pasarelas de madera que bordean el
arroyo interior están en muy mal estado, los puentes del mismo están
caídos, no hay vallado perimetral en algunas zonas, hay furtivismo
tolerado por omisión por la gerencia del parque al no poner vigilancia
cuando así lo recoge la reglamentación del mismo, hay parcelaciones en
las zonas aledañas al parque, etc.

El espacio natural carece de unas Directrices de Usos y Gestión de los
Recursos Naturales del Parque, que aunque fueron aprobadas para su
tramitación inicial el día 28/6/2000 la dejadez de la gerencia ha
permitido que no estén en vigor, cuando la reglamentación del parque
reconoce la necesidad de tener un documento que recoja la gestión de los
recursos naturales.

La Delegación Provincial de Medio Ambiente tiene conocimiento de la
situación del Parque y no han hecho nada hasta el momento, se limitan a
decir que es la gerencia del parque es la responsable, aun cuando las
competencias en los espacios naturales son de la Consejería de Medio
Ambiente, aunque, como en este caso, la gestión se haya cedido a un
consorcio.

El convenio de declaración del Parque Perirubano está caducado hace dos
años, no habiéndose firmado convenio nuevo ni prorrogado el anterior,
indicativo de la dejadez de la Delegación Provincial de la Consejería de
Medio Ambiente que es la máxima responsable.

Para Ecologistas en Acción es el momento de denunciar el Convenio por
incumplimiento de la mayoría de los compromisos adquiridos por el
consorcio y la asunción de la gestión por parte de la Consejería para
que prevalezca el interés general a los particulares.




Visitantes conectados: 259