Acampada reivindicativa por el Huerto del Rey Moro

Ecologistas en Acción participó en la acampada reivindicativa y organizada por la Asamblea de Amig@s de la Huerta del Rey Moro "La Noria" donde se ensayaron medidas de resistencia de cara al posible desalojo del espacio...

Este espacio libre está situado entre las calles Sol y Enladrillada y que el propio vecindario abrió y puso en uso social hace cinco años.

La actividad tuvo un carácter lúdico y estuvo dirigida tanto a adultos como, sobre todo, a la mucha chiquillería que disfrutaba del lugar. Pero también reivindicativo y de formación cívica, pues se ensayaron tácticas con que hacer frente al posible desalojo del lugar, dado que la Junta y el Ayuntamiento siguen empeñados en construir ahí y acaban de obtener el permiso para iniciar las excavaciones arqueológicas preceptivas.

Así, apredimos técnicas básicas para oponerse asertiva, divertida más no violentamente a un intento de desalojo y clausura del espacio. Para ello, se practicaron el montaje rápido de jaimas, tiendas y otros refugios; se estudiaron los flancos vulnerables de la cerca del huerto y su mejor defensa; se aprendió a subir raudo a los árboles, y a permanecer en ellos segura, cómoda y prolongadamente;… entre otras habilidades y conocimientos que, no sabemos por qué, aún no se enseñan en los colegios como parte de la formación de una ciudadanía moderna, activa y participativa.

El vecindario mandó un mensaje claro a los responsables de ambas administraciones: desechen ya el ladrillo en este espacio único, históricamente libre, que milagrosamente ha llegado hasta nuestros días y que, además, está declarado Monumento; y si no, que sepan que no les resultará fácil ni gratis su expolio.

Esta actividad viene a sumarse a las muchas realizadas ya en el Huerto del Rey Moro desde que, en febrero de 2004, un grupo de vecinas, hartas ya del abandono del lugar, abriera su portón y celebrara el primer encuentro ciudadano para el disfrute y puesta en valor de este bien patrimonial y urbano. Ello ha permitido que muchas personas conozcan, usen, se enamoren y trabajen por la defensa de este tesoro del barrio y de toda Sevilla; destacando, a este respecto, el medio millar de escolares que vienen usándolo como recurso educativo desde hace tres años, procedentes de los colegios del entorno.

El Huerto del Rey Moro es un espacio libre interior de manzana, de unos 5.500 m2 , con entrada desde Enladrillada. Varios planes urbanísticos fijaron su conversión en jardín público, que rescatara su antiguo carácter de huerta y donde se desarrollaran programas educativos, medioambientales y de ocio para la ciudadanía. Pero ha tenido que ser el propio vecindario el que efectivamente le termine dando ese uso.

El valor patrimonial del Huerto y la Casa del Rey Moro es excepcional. La casa (c./ Sol, 103) es ya casi el único edificio doméstico que nos queda de fines del siglo XV. Por su parte, el espacio libre a sus espaldas, a pesar de las edificaciones que lo han ido esquilmando, es el reducto de su huerta original, atesorando aún elementos de su antiguo uso (noria, pozo,…). Por todo ello, en 2001 la Consejería de Cultura declaró ambos elementos como Bien de Interés Cultural, con categoría de Monumento.

No obstante todo ello, y las muchas alegaciones que en su día se interpusieron, el nuevo Plan General de Sevilla establece que también ahí se construya. Y pretenden que haya llegado el momento de ejecutar lo planeado. Procuraremos que no lo consigan.




Visitantes conectados: 399