La planta de residuos de Torija entierra hospitalarios e industriales

Ecologistas en Acción de Guadalajara ha podido constatar lo que venía denunciando desde hacía meses. La planta de tratamiento de RSU de Torija recibe y entierra residuos hospitalarios, clínicos e industriales mezclados con los urbanos, y también papel, envases y vidrio procedente de las plantas de transferencia de la provincia por no segregar correctamente en origen.

Así se desprende del informe enviado por la Delegación de Medio Ambiente a Ecologistas en Acción, solicitado en marzo de 2009, donde se especifica que “durante octubre-noviembre de 2009 se realizó la inspección a nueve vehículos dando como resultado que llegan residuos clínicos y hospitalarios mezclados con urbanos, impropios de talleres e industrias y mezcla de papel, envases y cristal desde las plantas de transferencia de la provincia por no segregar en origen", aunque minimizan mucho el impacto ambiental por la existencia de estos residuos y esta situación "debido al escaso porcentaje", y lo achacan a "una falta de formación y educación ambiental y al elevado numero de municipios en la provincia y su orografía”.

Esta es la cruda realidad por una falta de concienciación de la administración regional y provincial. La gestión de los residuos urbanos no ha sido nunca prioritario ni para la Junta de Comunidades ni para el Consorcio Provincial de Residuos. Retrasos inadmisibles respecto a la planificación regional en cuestión de residuos, con la falta de construcción de todavía dos plantas de transferencia y la no distribución de los contenedores para la segregación en origen en muchos municipios de la provincia, como es el caso de Sigüenza y su comarca, muestran la dejación de funciones en esta materia.

De hecho hace un año, varios miembros de Ecologistas en Acción de Guadalajara se negaron a realizar una visita a la planta de Torija, que previamente habían solicitado, por negársele la posibilidad de hacer fotos.

Ecologistas en Acción de Guadalajara denuncia la situación desastrosa en la gestión de los residuos sólidos urbanos en nuestra provincia y apunta directamente al Consorcio Provincial de Residuos y a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha por ser los responsables directos de una mala gestión y planificación con las graves consecuencias ambientales y sociales resultantes.




Visitantes conectados: 443