El Gobierno relaja la normativa de calidad del aire y se aleja de los estándares de la OMS

El Consejo de Ministros tiene previsto aprobar hoy dos Reales Decretos que actualizan la normativa española en materia de calidad del aire. Pero estos nuevos decretos aumentan los límites de partículas y permiten niveles de contaminación atmosférica nocivos para la salud pública, en algunos casos muy por encima de los estándares recomendados por la OMS.

Ecologistas en Acción ha tenido acceso al contenido de dos Reales Decretos que el Gobierno, tiene previsto aprobar hoy en Consejo de Ministros. Dichos decretos versan sobre la mejora de la calidad del aire y sobre las actividades potencialmente contaminadoras de la atmósfera, en desarrollo de la Ley 34/2007, de 15 de noviembre, de calidad del aire y protección de la atmósfera, al tiempo que trasponen, fuera de plazo, la Directiva europea 2008/50. El primero revisa los límites legales de contaminantes en el aire y las medidas a adoptar para cumplirlos, y el segundo actualiza –con más de dos años de retraso sobre las previsiones de la Ley– la relación de actividades emisoras de contaminantes a la atmósfera y las medidas de control sobre las mismas.

Se da la paradoja de que, contradiciendo el discurso que el Gobierno viene haciendo en los últimos días sobre la mala calidad general del aire que respiramos desde hace años en las grandes ciudades españolas, ambos Reales Decretos relajan los estándares y controles vigentes en nuestro país sobre la contaminación atmosférica, suponiendo un retroceso en algunas de las disposiciones vigentes.

Lo más llamativo es que los nuevos valores límite y objetivo que se establecen para los contaminantes regulados son mucho más permisivos que los recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en sus Guías sanitarias de 2005, las últimas publicadas hasta la fecha. El valor límite diario de dióxido de azufre es 6 veces superior a la recomendación de la OMS, los valores límite anuales de partículas PM10 y PM2,5 duplican los recomendados por la OMS, y el valor objetivo octohorario de ozono es un 20% superior a la Guía de la OMS.

Es especialmente llamativo el caso de las partículas PM10 (inferiores a 10 micras), pues la normativa en vigor establece un valor límite anual para el año 2010 de 20 μg/m3 (microgramos por metro cúbico), que se deroga manteniendo el mucho más permisivo establecido para 2005 (40 μg/m3). Respecto al valor límite diario para este contaminante (50 μg/m3), la normativa en vigor permitía que se superara un máximo de 7 días en el año 2010, que ahora se elevará a 35 días al año, cuando la recomendación de la OMS es que no se rebase más de 3 días al año.

Comparación entre estándares legales y sanitarios de calidad del aire

> SO2 NO2 PM10 PM2,5 O3
Horario Diario Horario Anual Diario Anual Diario Anual 8 h
R.D. 350 (24) 125 (3) 200 (18) 40 50 (35) 40 - 25 120 (25)
OMS - 20 200 40 50 (3) 20 25 (3) 10 100

Fuentes: Proyecto de Real Decreto relativo a la mejora de la calidad del aire, Guías de calidad del aire de la OMS (2005). Valores absolutos, en μg/m3 (microgramos por metro cúbico). Entre paréntesis, número de superaciones admisibles del límite.

De hecho, el Gobierno tan sólo traspone los valores límites a los que obliga la Directiva 2008/50 –que ya en su día renunció a ajustarse a las recomendaciones de la OMS que proponían anteriores directivas europeas–, sin incrementar en un ápice las exigencias mínimas que plantea esta norma, a pesar de las evidencias científicas.

Tan sólo los valores límite legales del dióxido de nitrógeno siguen las recomendaciones sanitarias, aunque para este contaminante se prevé un procedimiento de prórroga que podría permitir que ciudades como Madrid o Barcelona pudieran seguir incumpliendo durante 5 años más sus obligaciones de reducir la presencia de este gas tóxico en el aire que respiran sus ciudadanos.

Ecologistas en Acción considera que los nuevos límites legales, que hoy previsiblemente aprobará el Consejo de Ministros, rebajan la protección sanitaria de la población y promueven el inmovilismo de las autoridades locales y autonómicas en sus políticas urbanísticas y de movilidad urbana, que son las principales responsables de la mala calidad del aire que respiramos en España. Por ello, reclaman al Gobierno que los nuevos estándares legales estén en consonancia con las recomendaciones de la OMS.

También piden que no se permita que las autoridades locales y autonómicas hagan dejación de sus obligaciones sanitarias amparándose en prórrogas de plazos o subterfugios legales habituales, como el cambio de ubicación de las estaciones de control con niveles más elevados, el maquillaje de los datos de partículas a través de su multiplicación por “factores de corrección” o la sustracción de los denominados “aportes naturales”, con la intención de desvirtuar una situación que afecta a la salud de millones de ciudadanos.

Respecto al Real Decreto por el que se actualiza el Catálogo de actividades potencialmente contaminadoras de la atmósfera, Ecologistas en Acción lamenta que no se haya aprovechado para actualizar los obsoletos valores límite de emisión a la atmósfera, establecidos en 1975, y que se mantienen como referencia para buena parte de las empresas industriales, que asimismo se verán exoneradas de medir la contaminación que generan en su entorno.




Visitantes conectados: 469