El Ayuntamiento de Basardilla da un giro hacia la protección de su entorno

El Ayuntamiento de Basardilla, ha presentado recientemente un nuevo borrador de normas urbanísticas, en el que incorporan diversas propuestas hechas por vecinos y ecologistas y que se orientan a garantizar la protección de su patrimonio natural y cultural.

Uno de los cambios más destacados del nuevo borrador es que descarta la clasificación como suelo urbano de los terrenos ocupados por el asentamiento de Mataldoño, creado de forma ilegal hacia los años 80. La zona en la que se encuentra esa urbanización pertenece a la red europea de conservación Natura 2000 y ha sido catalogada por la Junta de Castilla y León como “Área de Singular Valor Ecológico” (ASVE) y “Área Crítica de Águila Imperial”. Por estos motivos, a los que se une su estratégica localización junto al río Pirón, Ecologistas en Acción considera necesario asegurar su protección, por lo que ha solicitado al municipio que la zona sea catalogada como “Suelo Rústico con Protección Natural”.

Otro avance del nuevo borrador es que mantiene la clasificación de “Suelo Rústico” para los terrenos de la finca municipal “La Dehesa”, descartando la idea de ubicar en ella un polígono industrial y una zona residencial. De nuevo la corporación ha sido sensible a las alegaciones y sugerencias de vecinos y ecologistas reconociendo que se trata de un “ecosistema agrícola tradicional en el que coexiste, de forma sostenible, un aprovechamiento de recursos con el mantenimiento de una gran biodiversidad”.

Ecologistas en Acción ha defendido también en sus alegaciones la necesidad de proteger las caceras, acequias tradicionales con un elevado valor etnológico. La organización propone que sean consideradas como Bienes Inventariados según la Ley de Patrimonio Cultural de Castila y León y pide a los poderes públicos su protección como “elementos caracterizadores de nuestro territorio y sociedad”.

Desde la perspectiva de Ecologistas en Acción de Segovia, el establecimiento de unas adecuadas normas urbanísticas en los pequeños municipios segovianos es fundamental para combatir la crisis del mundo rural, que afecta muy especialmente a las zonas de montaña y pone en riesgo a los paisajes tradicionales, en los que la explotación de los recursos naturales se hace compatible con la conservación ambiental.

En este sentido, Ecologistas en Acción de Segovia está analizando las normas urbanísticas planteadas en un buen número de municipios, apoyando propuestas que eviten la destrucción de el patrimonio natural y cultural de la provincia.




Visitantes conectados: 268