Burgos, una ciudad para los coches

Durante esta semana se organiza la llamada “Semana de la Movilidad”. Desde que se implantó, apoyada por la Comisión Europea, ha ido perdiendo fuelle y contenido. Se trata de una serie actos conmemorativos, pero no de una verdadera apuesta por cambiar las pautas de la movilidad en la ciudad.

Cabe destacar la insistencia en el fomento del uso de coche eléctrico, algo que choca directamente con el espíritu del Día sin coches. Ecologistas en Acción entiende que de lo que se trata de cambiar el modelo de movilidad urbana por uno más sostenible, no de cambiar de coche.

La ciudad de Burgos, como la mayoría, es de los coches. Peatones o ciclistas han de sobrevivir junto a ellos, acomodándose a sus exigencias. En el día a día, muchas son las denuncias que podrían hacerse a este ayuntamiento por defender los intereses de los automovilistas por encima de los de los peatones, a pesar de que, en semanas como ésta, se llenen de discursos que pretenden decir lo contrario.

Una ciudad sin coches tendría menor ruido y humo, sería más segura, amable y accesible. Además, ayudaría a luchar contra el cambio climático de una forma verdaderamente efectiva. Sin embargo, esta no es la apuesta de nuestro Ayuntamiento. Más bien al contrario, bulevares, aparcamientos y limitaciones al carril bici son constantes en su política de movilidad.

Además, en los últimos meses hemos asistido a otra nueva forma de ocupar el espacio que debería pertenecer a los peatones: la ocupación de la acera por negocios hosteleros. Hablamos de terrazas, pero sobretodo de esas ampliaciones que en forma de “terrazas de invierno” han permitido que bares o restaurantes hayan ampliado su espacio a costa de reducir las aceras. Podemos encontrar ejemplos en la plaza del Rey San Fernando, el barrio de Comuneros o en el parque Félix Rodríguez de la Fuente.

Estamos pendientes de la aprobación de una ordenanza de movilidad. Su borrador presentado hace unos meses, no fomentaba en absoluto el uso de la bicicleta y dejaba mucho que desear en aspectos relacionados con la accesibilidad universal.

Ecologistas en Acción espera que aprovechen esta oportunidad para sentar las bases de una nueva forma de movilidad urbana en la que los intereses de los peatones se prioricen, se fomente el uso de la bicicleta y el transporte público y se respeten los principios de la movilidad universal. Que de una vez por todas, la ciudad deje de ser por y para los coches.




Visitantes conectados: 114