Marcha en defensa de los caminos públicos

Con esta ruta se pretende reivindicar algo tan elemental como el derecho de todos los ciudadanos a transitar líbremente por los caminos públicos, un derecho que, en los últimos años, se está viendo gravemente amenazado con el cierre sistemático de estos viales. El cierre, ejecutado por terratenientes sin escrúpulos, cuenta en muchas ocasiones con la complicidad de políticos y funcionarios públicos.

La ruta, inicialmente prevista para unas 50 personas, ha tenido tanta aceptación, que la organización tuvo que fletar un segundo autobús, con la presencia de 110 participantes.

Esta ruta transita inicialmente por un viejo camino carretero que conectaba la comarca del Valle de Alcudia y Sierra Madrona con Andalucía, entre las localidades de El Hoyo y El Centenillo (Jaén). Ésta última surgió como un poblado minero pero, a diferencia de otros, cuando la mina se cerró, continuó albergando a muchos de sus habitantes, y hoy en día se trata de una localidad “turística” enclavada en un espacio natural.

El primer tramo de la caminata transcurre por el Camino de Andalucía (provincia de Ciudad Real), y el segundo por el Sendero de los Cuatro Términos (Parque Natural Sierra de Andújar, provincia de Jaén). Éste último tramo recorre un sendero que acaba de señalizar la Junta de Andalucía.

Los senderistas recorrieron un total de 15 Km., desde El Hoyo hasta el Collado del Jardín, en donde se tomaron los autobuses para acceder hasta El Centenillo.

MANIFIESTO POR EL DERECHO A TRANSITAR LIBREMENTE POR LOS CAMINOS PÚBLICOS

Nos roban un derecho. Y nos roban la ocasión, la oportunidad del conocimiento, del disfrute, y del aprovechamiento de una tierra que es del pueblo. Una red de caminos y senderos muy extensa, que recorre innumerables espacios y rincones. Una red viaria que, históricamente, ha sido de USO PÚBLICO y LIBRE. Una red de caminos que se está perdiendo; que si no hacemos nada se perderá para siempre, y quedará exclusivamente para el disfrute de unos pocos, auténticos privilegiados…, privilegiados y delincuentes.

Hablamos de un problema relativamente reciente, pero que va en aumento cada día. Veamos dos, entre miles de ejemplos:

La finca que rodea al pueblo de El Hoyo mantiene cerrados numerosos caminos, además del Camino de Andalucía, que lo tuvo cortado durante muchos años y cuya apertura definitiva continúa pendiente.

La finca de Selladores-Contadero, que luego atravesaremos, y propiedad del estado español, se mantuvo abierta hasta que, en el año 1992, el entonces presidente del Gobierno, Felipe González ordenó su vallado y el cierre de casi todos los caminos públicos que la cruzaban. Desde ese momento, las 13.000 hectáreas de la finca quedaron casi totalmente vetadas al paso de los ciudadanos, aunque son utilizadas esporádicamente por presidentes o altos mandatarios españoles y extranjeros.

El cierre de caminos y espacios públicos es una auténtica tragedia para este país. Estamos asistiendo a un auténtico saqueo del patrimonio público. Y no lo podemos permitir. Al menos las numerosas personas aquí concentradas, queremos expresar nuestra repulsa y nuestra indignación por estos hechos que se vienen repitiendo, cada día con mayor frecuencia.

Desde esta localidad de El Hoyo queremos decir a los caciques y a las instituciones que los caminos públicos deben estar abiertos, y de libre acceso a cualquier ciudadano, sin necesidad de tener que luchar por un derecho que, legítimamente, nos corresponde.

¡ QUEREMOS LOS CAMINOS, RÍOS, VÍAS PECUARIAS Y ESPACIOS PÚBLICOS ABIERTOS !




Visitantes conectados: 411