Los cohetes contra las palomas ocasionan graves problemas a otros animales

Desde hace unos días el Ayuntamiento de Guadalajara viene realizando una serie de medidas para, según ellos “ahuyentar a palomas torcaces y estorninos a través del lanzamiento de cohetes en diferentes puntos de la ciudad”, ya que según el Ayuntamiento, son un problema sanitario y de limpieza. El método puesto en práctica consiste en el lanzamiento de cohetes de forma diaria y durante 45 minutos a partir de las 19:30.

Queremos señalar desde Ecologistas en Acción la barbarie que supone esta acción ya que no sólo se espanta a estas aves, sino a absolutamente todas, ya que este método no es selectivo. Además está causando graves problemas y dificultades en los animales del albergue municipal, ya que estos ruidos causan pavor a perros y gatos, produciéndoles ansiedad, conductas obsesivas y nerviosismo, que en casos extremos puede producir hasta la muerte. Por supuesto las molestias son las mismas para los animales que viven en nuestras casas, perros y gatos. Además la eficacia de este método está puesta en duda y parece claro que las molestias y problemas que causa no la justifican.

Todas las soluciones que están aplicando en nuestra ciudad para el control de palomas, aunque en un momento parecen funcionar, se han demostrado a medio plazo totalmente ineficaces y además poco éticas, desde la captura y el trampeo de ejemplares, el uso de halcones o el lanzamiento de cohetes. Para acabar con el problema se requiere un estudio serio sobre la población y ubicación actual de las palomas y como se ha demostrado ya en algunos países europeos las soluciones realmente eficaces consisten en:

  • Uso de grano con elementos químicos que esterilizan las poblaciones sin causarles daño y siendo inocuas para otras especies, como por ejemplo Ornitrol, Orniestéril u Ovistop. Se requiere una planificación a largo plazo, durante años para estabilizar la población en el lugar y cantidad adecuados.
  • Uso de palomares: concentrar las colonias de palomas en lugares construidos al efecto y en emplazamientos donde no produzcan molestia, permite el control de las mismas, pudiendo aplicar fácilmente las técnicas de esterilización y el agrupamiento de las mismas.
  • Prohibición de alimentar a las palomas: Hay que concienciar a la población de este hecho, para que las medidas anteriores tengan éxito.

Estas medidas han producido resultados positivos en diferentes ciudades de Europa como París, Quebéc o Zurich, donde se ha logrado controlar las poblaciones de palomas a número sostenible.

Pedimos que se consideren soluciones compatibles con la ecología, el respeto a los animales y el medio ambiente y desde luego el lanzamiento de cohetes no es solución al problema.




Visitantes conectados: 338