RMD contamina el arroyo de Antimio con aguas negras del incendio de neumáticos

Ecologistas en Acción de León ha denunciado en el día de ayer, ante la Guardia Civil de Armunia, la contaminación del arroyo de Antimio de Abajo y ha solicitado toma de muestras y análisis de las mismas para que se incorporen al informe que está realizando la policía judicial del SEPRONA.

Desde el martes 21 de julio, día siguiente al incendio, se viene apreciando que el agua que vierte la empresa al exterior es de color negro, sin duda como consecuencia de las operaciones de extinción. El agua que sale de las instalaciones de RMD discurre por una acequia en dirección este hasta llegar al arroyo de Antimio de Abajo que se encuentra totalmente contaminado.

Este hecho demuestra el incumplimiento normativo de RMD en cuanto al almacenamiento de neumáticos usados ya que debería contar con un sistema adecuado de recogida de aguas superficiales, balsa de decantación y depuradora, para tratar todas las aguas con garantías de no dañar el medio ambiente.

Está constatado, en estudios de incendios similares de neumáticos, que el agua utilizada en la extinción, mezclada con los aceites que liberan los neumáticos al quemarse, ha contaminado los cursos de agua locales con sustancias peligrosas, difíciles de eliminar, como los fenoles y los hidrocarburos poliaromáticos.

Por otra parte, la Asociación se ha dirigido al Servicio Territorial de Medio Ambiente solicitando datos de la contaminación atmosférica (registros horarios, diarios y dirección del viento) de las estaciones móviles que al parecer ha habilitado la Junta . Creemos que estas estaciones deberían desplazarse a las poblaciones desde donde se sigue llamando a Protección Civil debido al olor a goma quemada o al picor de ojos que provocan los humos de la combustión de neumáticos, humos cuya inhalación es muy peligrosa.

Igualmente se ha solicitado información sobre las medidas de vigilancia y control del incendio que sigue activo una semana después y seguirá estándolo hasta que terminen de arder los neumáticos confinados por los cortafuegos que dispuso el operativo de extinción.

Cabe recordar que RMD es responsable de los riesgos inducidos por este incendio al incumplir las condiciones de almacenamiento de neumáticos fuera de uso que marca la Ley.




Visitantes conectados: 454