Alegaciones al proyecto de actuación sobre el río Darro

Valle del Darro

Compartimos la necesidad y el acierto de abrir senderos a lo largo del río, pero no estamos de acuerdo en el modelo que proponen ni en la cantidad de diques proyectados.

Creemos que hay un agravio comparativo, muy grave, con las poblaciones de Huétor Santillán y Beas de Granada. No entendemos que los senderos proyectados concluyan junto a la Presa Real de la Alhambra y no continúen hasta estas poblaciones, lugar de paso histórico hacia el levante. Hemos solicitado a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivirque los senderos proyectados unan estos pueblos con Granada.

Se pretende colocar un firme de alpañata, tanto en la senda peatonal como en la ciclista. No concuerda con lo especificado en el proyecto de “adecuar lo más posible el diseño al medio natural”, por lo que hemos pedido que el suelo sea el propio de la zona y que los problemas que pudiera haber de humedades y pasos de agua se solventen con sentido común y material del terreno.

Desde Ecologistas en Acción creemos desorbitado el número de diques proyectados para sujetar el terreno. 36 diques son muchos diques. En el mismo proyecto se repite continuamente que la mejor forma de luchar contra la erosión es una buena cubierta vegetal del terreno. Por eso hemos solicitado una buena reducción del número de diques -que se llevan dos terceras partes del presupuesto de todo el proyecto- y que el ahorro en cemento se invierta en más reforestación y tratamientos silvícolas.

Un proyecto de esta enjundia y con la repercusión social que tendría, no se concibe si no se eliminan de una vez y para siempre los vertidos de aguas residuales que recibe el río Darro a lo largo de su cauce. Hemos pedido que sea una actuación prioritaria el tratamiento de las aguas residuales.

Por último, consideramos muy importante lo que tiene que decir la ciudadanía, en particular los afectados por las expropiaciones de sus tierras, por lo que hemos solicitado también que se sea hábil y diligentes en estos procesos, cuyo rechazo podrían eternizar este proyecto, que bien realizado, supondría un beneficio social enorme para la ciudad de Granada y pueblos de la cuenca del río Darro.




Visitantes conectados: 147