Calidad del aire en Soria

En la tarde del jueves 12 de noviembre de 2015, tras varios días en condiciones meteorológicas de anticiclón, se empezaba a divulgar que en Madrid se iban a adoptar medidas de restricción del tráfico debido a la contaminación atmosférica producida especialmente por el tráfico rodado en el casco urbano.

En Soria en ese misma tarde, a las 18 horas supimos al día siguiente que la estación de medición de la calidad del aire dependiente de la Junta de CyL, y situada en la avenida de Valladolid alcanzó los 190 μg/m3, (el más elevado de las ciudades de CyL en ese día). Es decir que nos quedamos a 10 μg/m3 de alcanzar lo recomendando por la Organización Mundial de la Salud y regulado por el R.D Real Decreto 102/2011, relativo a la mejora de la calidad del aire. Este Real Decreto establece 200 μg/m3 como valor límite durante un promedio de una hora; y que en caso de alcanzar tales valores en 18 ocasiones durante un año obligarían al ayuntamiento y a la Junta de CyL a adoptar medidas y planes para evitar, prevenir o reducir los efectos nocivos para la salud humana, para el medio ambiente en su conjunto y demás bienes de cualquier naturaleza. (Art 14 y 15 del R.D 102/2011) [1]
.

Por supuesto, ni mucho menos se ha superado el umbral de alerta [2] que exigiría medidas inmediatas. Pero los niveles alcanzados ya son suficientes para que personas con problemas respiratorios se vean afectadas. Afección que se agrava si consideramos las partículas y micro partículas que emiten industrias como Losan, y ahora las caldera de la red de calor urbano, y en otras épocas del año la contaminación por ozono troposférico.

Para Asden-Ecologistas en Acción en Soria es difícil que se alcance tales niveles en repetidas ocasiones, pero no lo descartamos si persisten las condiciones meteorológicas y el tráfico sigue incrementándose. Cuestión que sin llegar a ser alarmante, debería hacernos ver que Soria no es realmente ese idílico paraíso natural y saludable de aire puro y limpio. Por todo ello, al igual que los políticos no pierden oportunidad de publicitar las bondades de esta ciudad, sería aconsejable que anunciasen episodios de contaminación como los vividos para que los ciudadanos seamos conscientes de tal situación, empecemos a concienciarnos y en su caso adoptemos conductas individuales y colectivas, en especial las personas con problemas respiratorios.

Ante estos hechos el Ayuntamiento de Soria debería dar un paso adelante y aprobar un reglamento municipal de calidad del aire, realizar controles de las emisiones e inmisiones de contaminación y adoptar medidas para evitar su deterioro dando ejemplo de compromiso y coherencia con la declaración de Reserva de la Biosfera a la que aspira.

Para terminar decir que según la OMS, la mala calidad del aire que respiramos está detrás de 3,7 millones de muertes prematuras en el mundo.




Visitantes conectados: 337