Firman un documento para hacer frente el Cambio climático

Los colectivos sociales, ecologistas y formaciones políticas que están dinamizando la campaña “Córdoba se mueve por el clima” y que el pasado día 29 de noviembre participaron en la convocatoria internacional de movilizaciones para frenar el cambio climático con una concentración en el bulevar del Gran Capitán y una acción de sensibilización en la media maratón de Córdoba, han convocado a las formaciones políticas con representación en el Ayuntamiento para firmar un documento en el que se detallan los compromisos que la campaña entiende imprescindibles para que la ciudad cumpla con las propuestas de los paneles de expertos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero responsables del calentamiento global del planeta.

Este acto, que fué un acto público y en el que se proyectó un documental de 20 minutos de duración titulado “El cambio climático lo cambia todo” con información sobre cambio climático, se desarrolló en la Casa Ciudadana.

El documento en cuestión, denominado “PACTO POR EL CLIMA” detalla por un lado medidas encaminadas a reducir las repercusiones ambientales y climáticas de la actividad humana en la ciudad, lo que en la terminología técnica se llama acciones de mitigación del impacto de la actividad humana en el medio ambiente.

Una segunda parte del documento va encaminada a fijar compromisos para la adaptación de la ciudad a la inevitable subida de temperaturas, pues la comunidad científica internacional reconoce que en el supuesto de que se continúe por el camino actual la temperatura media del planeta se incrementará en al menos dos grados para finales de este siglo, lo que podría suponer un incremento medio de la temperatura en nuestra ciudad de alrededor de tres grados y medio lo que supondría que las temperaturas medias en verano alcanzarían –como hemos empezdo a observar este verano-, niveles propios de latitudes tórridas.

En el ámbito de la mitigación la campaña propone la fijación de objetivos de reducción claros y evaluables, para lo cual será necesario efectuar un inventario de emisiones, la elaboración de planes y medidas de reducción, el uso de energías renovables, la aplicación de medidas de eficiencia energética, la reducción de residuos o la reducción de la movilidad, entre otras.

Las medidas de adaptación que propone la campaña van en el sentido de buscar que la ciudad genere un microclima más fresco incrementando las superficies arboladas, incrementando las zonas verdes, fomentando las superficies permeables (zonas terrizas y praderas) en lugar de las superficies pavimentadas de granito y asfalto, fomentando la construcción y rehabilitación bioclimática de viviendas, diseñando las calles y plazas con criterios climáticos (arbolado, toldos, elementos que proyecten sombras, instalación de sistemas de humidificación del aire…), etc.

Pacto por el Clima.

Conscientes de los impactos actuales y previsibles en el futuro del Cambio Climático, recogidos en el 5º Informe de Evaluación del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de la ONU, IPCC, así como las recomendaciones de reducción de emisiones y adaptación.

En consonancia con las propuestas de la Unión Europea, destinadas a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, GEI, que ya propuso en 2009 la reducción de sus emisiones entre el 25% y 40% para 2020 y entre el 80-95% para 2050, sobre la base de 1990.

Conociendo que la actividad en las ciudades es responsable del 70-80% de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Las personas abajo firmantes, en representación de sus formaciones políticas en Córdoba, se comprometen:

A solicitar al Gobierno de España que asuma, en la reunión de la COP21, como suyas las propuestas recomendadas por la UE y el IPCC sin cláusulas especiales como las excepciones que ya se recogieron en el Protocolo de Kioto

Así mismo solicitar al Gobierno de España que desarrolle un plan de adaptación a los fenómenos climáticos extremos y otros impactos causados por el Cambio Climático en nuestro país, que además incluya estas previsiones en la planificación y desarrollo de infraestructuras que potencialmente pudieran ser afectadas.

Implementar medidas urgentes y planes integrales dirigidos a mitigar la especial y alta vulnerabilidad de nuestra ciudad y término municipal al cambio climático, para que su Ayuntamiento asuma de manera inmediata su parte de responsabilidad en los esfuerzos necesarios por procurar una ciudad más habitable para quienes en ella vivimos y quienes nos sucederán y en consecuencia:

Realizar un diagnóstico de emisiones del término municipal para fijar objetivos de reducción al menos similares a los propuestos por la Unión Europea.
Realizar un inventario de las emisiones del ayuntamiento, sus dependencias, empresas municipales y centros de enseñanza de los que es responsable de su mantenimiento.

Realizar un plan general y los planes y medidas parciales necesarios para conseguir la reducción fijada de emisiones, como programas de producción y autoconsumo con energías renovables, el ahorro y la eficiencia energética con las tecnologías disponibles y la rehabilitación energética de los edificios.

Políticas e iniciativas integrales para la reducción y gestión de residuos.
Potenciar, desarrollar y mantener los sumideros de carbono naturales, a través de la conservación de la masa forestal, la reforestación de espacios libres y el fomento de manejos agrícolas que contribuyan a la capacidad de absorción de los suelos cultivados.

Contratar suministro de electricidad de origen renovable para las dependencias municipales.

Realizar programas de comunicación, formación y educación ciudadana sobre el Cambio Climático, causas, consecuencias y alternativas.

Poner en marcha acciones e incentivos fiscales para estimular a la población y empresas para que asuman objetivos y medidas similares
Reducción de los desplazamientos en automóvil factibles para el desempeño de los servicios municipales.

Poner medios para impulsar el transporte no motorizado en los desplazamientos de la ciudadanía con la habilitación de carriles bici, vías peatonales y calmado del tráfico
Mejorar la calidad de los transportes colectivos públicos urbanos, aumentado la eficiencia del mismo, implementando carriles-bus en las zonas de tráfico denso.
Poner en marcha medidas de adaptación de la ciudad al incremento de temperaturas en los meses más calurosos para conseguir que la ciudad disfrute de un microclima menos riguroso, aplicando medidas como:

- incremento de las superficies arboladas,

- incremento de las zonas verdes poniendo el acento en vegetación autóctona con baja demanda de agua,

- fomento de superficies permeables, terrizas o praderas, frente al granito o el asfalto,

- diseño de las calles y de las plazas con criterios climáticos (arbolado, toldos, elementos que proyecten sombras, instalación de sistemas de humidificación del aire…),

- fomento de la construcción bioclimática de edificios,

- preparación de los equipamientos públicos existentes para que permitan albergar a la población vulnerable (enfermos/as, niños/as y personas mayores especialmente) los días con mayores temperaturas y otras medidas de esta índole.

Incluir en la planificación urbanística el derecho de acceso al sol.

Impulsar la agricultura ecológica urbana y periurbana y los canales cortos de distribución.

Prever las inversiones necesarias que disminuyan la vulnerabilidad del abastecimiento de agua frente a sequías.

Coordinar las acciones municipales de adaptación al cambio climático e iniciar una transición hacia una ciudad más sostenible y con menos recursos energéticos.

En Córdoba a, 2 de diciembre de 2015

Forman el equipo dinamizador de la campaña:
ASPA, Ecologistas en Acción, Equo, Ganemos Córdoba, IU-LV-CA, PCA.




Visitantes conectados: 594