Medidas preventivas en la caza, contra la gripe aviar

Los expertos en microbiología han identificado a las aves domésticas y silvestres como vectores involuntarios del virus N5H1, más conocido
como de la gripe aviar. Este tipo de gripe, que ha infectado a más de un centenar de personas en el sureste asiático, tiene la capacidad de
expandirse territorialmente gracias a los viajes que las aves migratorias realizan entre sus zonas de cría e invernada. La mayoría de los casos
se han detectado en Asia, pero también en Turquía, Rumania, Grecia y la Rusia europea. Nuestro país está todavía lejos de las zonas con
presencia de gripe aviar, pero no se puede descartar el hecho de que se produzca algún brote ligado a las aves migratorias ya que no es rara
la recuperación en Doñana de ejemplares anillados en el Noreste de Europa, por lo que la presencia de ejemplares procedentes de zonas
afectadas por gripe aviar es más que probable. Mientras, la Consejería de Medio Ambiente no ha adoptado medidas preventivas más allá del
análisis de ejemplares.

Por tanto, además de un estricto control del comercio de aves domésticas, Ecologistas en Acción de Andalucía considera la necesidad de,
aplicando el principio de precaución, se establezcan controles y medidas preventivas en el caso de la caza de aves acuáticas. En este sentido,
Ecologistas en Acción de Andalucía ha remitido una petición a la Consejería de Medio Ambiente de Andalucía para que establezca un protocolo
de análisis y control que nos permita detectar a tiempo la presencia de este virus en nuestro territorio. Este protocolo consistiría en los
siguientes pasos:

- Analíticas periódicas de las aves migratorias.

- Analíticas periódicas en las granjas cinegéticas.

- Medidas preventivas durante la práctica de la caza: utilización de guantes y mascarillas. Controlar temporalmente el comercio de aves
de caza.

- Prohibir la utilización de reclamos domésticos: utilizados habitualmente para atraer patos y gansos a las zonas donde son cazados.

- Prohibición de la caza de las especies susceptibles de ser vectores de la enfermedad.

Ecologistas en Acción de Andalucía entiende que la Consejería de Medio Ambiente es la administración encargada de gestionar la actividad
cinegética en nuestra comunidad autónoma, siendo por este motivo responsable de extremar las precauciones para evitar casos de gripe
aviar en nuestro territorio. En este sentido reclamamos el anuncio por parte de esta Consejería de las medidas preventivas más elementales
para evitar la aparición de esta enfermedad.

Por último queremos reconocer, tal y como apuntan los expertos en esta enfermedad, que la gripe aviar supone, hoy por hoy, un problema
veterinario, siendo altamente improbable que pueda devenir en un problema de salud humana. De todos modos y siguiendo el principio de
precaución antes mencionado, creemos necesario aplicar cuantas medidas de control y prevención sean posibles, entre las que hay algunas
que competen a Medio Ambiente y que la Consejería del ramo no puede eludir.




Visitantes conectados: 631