Ha fallecido nuestro compañero Rafael Álvarez Martín

Rafael Álvarez Martín ha fallecido a los 79 años en Valladolid el 2 de noviembre de 2016.

Rafael Álvarez, defensor de la naturaleza

Miguel Ángel Ceballos Ayuso. Ecologistas en Acción de Valladolid

Corría el año 1989 cuando junto a Rafael Álvarez, químico, reconocía un vertedero incontrolado de fibra de amianto junto al Canal del Duero, en La Cistérniga, aguas arriba de la potabilizadora de agua de San Isidro. La asociación de vecinos nos había avisado de éste y otro vertido, junto al pueblo, ambos realizados por Uralita, en una época en que la empresa del Grupo March seguía esparciendo por todo el Estado el veneno cancerígeno con el que el banquero de Franco había cementado sus negocios.

Conocí a Rafa meses antes, cuando se acercó a la entonces Asociación Vallisoletana para la Defensa del Medio Ambiente (AVDEM) para informarnos de la penosa situación del Monte Blanco, el único encinar del municipio de Valladolid, al sur de Puente Duero, un refugio de biodiversidad a trece kilómetros de la Plaza Mayor asediado por graveras, cazadores furtivos y una inadecuada gestión forestal, que su propiedad privada no quería o no alcanzaba a atajar.

Rafael había participado en la década de 1970 en la Asociación Española para la Ordenación del Medio Ambiente (AEORMA), que puede considerarse como el primer grupo ecologista español. De manera que cuando desembarcó a finales de los 80 en lo que hoy es Ecologistas en Acción de Valladolid, acumulaba ya dos décadas de activismo por el medio ambiente, luchando contra la especulación urbanística o contra la locura nuclear, pero siempre a favor de la conservación de la naturaleza.

Su compromiso le llevó en esos años a adquirir El Montecillo de Santibáñez de Valcorba, con la intención de preservar este vergel natural en la comarca de La Churrería. Con un gran desgaste personal, tuvo que enfrentar las numerosas dificultades que encuentra la protección de la naturaleza en España, desde la incomprensión de buena parte de la población rural a las zancadillas de la Administración.

Ya entrado el nuevo siglo, a pesar de sus crecientes problemas de salud, Rafael tuvo una gran presencia en la campaña contra las candidaturas de Melgar de Arriba y Santervás de Campos para acoger el cementerio nuclear que la Diputación de Valladolid y la Junta de Castilla y León avalaban para la Tierra de Campos vallisoletana, hace sólo seis años.

Desde la convicción científica, fue también Rafael un acerado crítico de los cultivos transgénicos y del gran laboratorio al aire libre de “organismos manipulados genéticamente” en que se han convertido Castilla y León y España, en el que tod@s somos cobayas de los experimentos de las multinacionales de la biotecnología.

Como tantas veces sucede con los problemas ambientales en nuestro país, los vertederos de amianto fueron tapados y el Monte Blanco pasó al olvido, tras una fugaz propuesta del entonces cogobernante CDS para incluirlo en la Red de Espacios Naturales protegidos de Castilla y León. Sin embargo, contra pronóstico, la movilización ciudadana ha servido para paralizar la energía nuclear, y para retardar la incorporación a nuestra dieta de los alimentos transgénicos. Hoy, El Montecillo forma parte de la Red Natura 2000 de la Unión Europea, y gracias al tesón de Rafa se mantiene como uno de los ecosistemas naturales más interesantes de la provincia de Valladolid.


En recuerdo de Rafael Álvarez Martín

Ángel Ceballos Buendía. Movimiento vecinal, Ecologistas en Acción de Valladolid

A través de Ecologistas en Acción de Valladolid recibo la información de que Rafael Álvarez Martín, “Taladriz”, ha fallecido.

En nombre de la Asociación de Vecinos de la Zona Sur, fue fundador de la Federación de Asociaciones de Vecinos y anteriormente de la Coordinadora de Asociaciones Vecinales. Hasta que tuvimos sede propia en Andrés Laorden, nos reuníamos en una sala de su propiedad, en el edificio en el que vivía, en el paseo de Zorrilla (¿nº 87? ¿nº 89?, no lo recuerdo bien), como en otras ocasiones lo hacíamos en la parroquia de San Andrés o en la Guardería infantil de Huerta del Rey, donde ahora tiene sus oficinas Gama.

En los años setenta, con su vehículo, un viejísimo trasto, siempre con Juan Cornejo, llevaba la representación del movimiento asociativo vecinal de Valladolid a los foros vecinales de Cataluña, Euskadi, Madrid, Valencia, etc.

Una de las primeras manifestaciones tras la muerte de Franco, la de la Educación, que tuvo un eco impresionante y un trabajo de base impecable, fue impulsada animosamente por él, junto a Millán, Ventura, Ruipérez y otros.

Parte valiosísima de nuestra intrahistoria.

P.D. Le llamábamos siempre como Taladriz, por su pertenencia a esta familia vallisoletana de la izquierda liberal, en homenaje “oculto” a ell@.


Reseña en Último Cero, diario alternativo online de Valladolid: Adiós a Rafa Álvarez-Taladriz, pionero del ecologismo

Dedicó su vida a preservar la naturaleza y a la construcción del movimiento vecinal en tiempos de la dictadura de Franco

Leer todo el artículo...




Visitantes conectados: 324