Impedir la ratificación del CETA en el Parlamento Europeo

Ecologistas en Acción, como parte de la campaña #NoalTTIP, inicia una semana de acciones y movilizaciones para conseguir que el Acuerdo Económico y de Comercio entre la Unión Europea y Canadá (CETA) no sea ratificado en la votación que tendrá lugar el próximo 15 de febrero en Estrasburgo.

El CETA será sometido al voto del plenario del Parlamento Europeo en su reunión el 15 de febrero en Estrasburgo. De recibir luz verde por parte de la Eurocámara, el acuerdo entrará en vigor de forma provisional y parcial ya desde el mes de abril, según explican fuentes parlamentarias, incluso antes de que sea votado para su confirmación final en los distintos parlamentos nacionales y regionales de los 28 estados miembros de la Unión Europea.

Carta rechazo al CETA

Ante esto, Ecologistas en Acción ha hecho entrega de una carta en el registro de la sede del PSOE de Madrid en la que pide a las eurodiputadas y a los eurodiputados del grupo socialista en el Parlamento Europeo que voten “no” a un acuerdo que tendrá graves repercusiones sobre el medio ambiente, el empleo, el sector agrícola y los servicios públicos.

La campaña ha podido constatar que existe una débil división interna en el grupo socialdemócrata español, donde diferentes europarlamentarios han votado en contra de este tipo de acuerdos y han expuesto sus preocupaciones. No obstante, el apoyo general de los socialistas españoles y europeos al CETA contradice sus propias declaraciones públicas sobre estos acuerdos comerciales.

Con el fin de seguir presionando a las eurodiputadas y a los eurodiputados socialistas, la campaña #NoalTTIP, de la que forma parte Ecologistas en Acción, también llevará a cabo una serie de acciones, tanto presenciales como en las redes sociales, dirigidas especialmente a Ramón Jáuregui, portavoz de la delegación socialista española en el Parlamento Europeo y Inmaculada Rodríguez Piñero, miembro de la Comisión de Comercio Internacional en el Parlamento Europeo y responsable de los expedientes del CETA y del TTIP en el grupo socialista español.

El 14 de febrero activistas saldrán rumbo a Estrasburgo desde Madrid, Valencia y Barcelona para participar en las movilizaciones que tendrán lugar el 15 de febrero, día de la votación. Un autobús pasará por varias ciudades del País Valencià antes de llegar a Barcelona, donde se juntarán con otras activistas preocupadas por las consecuencias que tendría la eventual aprobación del acuerdo.

Una vez en Estrasburgo, la campaña #NoalTTIP se unirá a activistas de Francia, Bélgica, Holanda, Alemania y Austria en una marcha al Parlamento Europeo convocada en Estrasburgo para el día de la votación. En la jornada habrá actos públicos, debates y una reunión del movimiento europeo contra tratados como el CETA y el TTIP.




Visitantes conectados: 488